Sin acuerdo, los docentes paran lunes y martes en Provincia

Sin acuerdo, los docentes paran lunes y martes en Provincia
Por Mónica Galmarini

Ayer hubo una nueva reunión paritaria, pero el gobierno de Scioli no mejoró su oferta. De inmediato los gremios lanzaron la protesta. Así, ya suman diez los días de huelga en lo que va del ciclo lectivo.

Los intentos de acuerdo no alcanzaron y vuelven los paros a las escuelas de la Provincia. La propuesta oficial de pagar una suma no remunerativa de $ 400 en cuatro cuotas fue rechazada por los dirigentes del Frente Gremial (FEB, Suteba, UDA, AMET y Sadop), que anunciaron una huelga por 48 horas a partir del lunes próximo.

Con esta nueva protesta sumarán diez los días de paro en lo que va del ciclo escolar (a los que hay que sumar otros cinco días sin clase por feriados y, en La Plata, el drama de la inundación). Los gremios tienen además mandato para cumplir 96 horas de huelga, por lo que la protesta –que complica el dictado de clases a 4,6 millones de estudiantes de jardín, primaria y secundaria– podría repetirse la semana del lunes 3 de junio.

Las autoridades advirtieron que por la “postura intransigente” de los maestros se aplicarán descuentos por los días no trabajados. Y tampoco harán efectivo el pago del adicional ofrecido. Según los gremios, la Provincia tuvo la oportunidad de resolver el conflicto pero eligió “la miseria y el chantaje”.

Con una paritaria cerrada por el Gobierno y con un aumento escalonado del 22,6% aplicado por decreto, ayer docentes y funcionarios volvieron a intentar una negociación. El encuentro resultó breve porque la propuesta presentada para mejorar salarios fue la misma que los maestros recibieron el martes pasado: $ 100 por cargo –en concepto de material didáctico– entre mayo y agosto inclusive. Los gremios reclaman desde febrero un aumento cercano al 30%.

En marzo y con el rechazo de los maestros, el Gobierno aplicó una mejora del 12% hasta septiembre. Entonces está previsto que el sector reciba un 6,6% y en diciembre se aplicaría el último tramo del 4% que el sector recién cobraría en enero de 2014. En las últimas semanas se especuló con la posibilidad de acortar esos tramos, como parte de las negociaciones para encontrar una solución al conflicto.

Sin un acercamiento definitivo, el Frente Gremial había dispuesto un paro de dos días en la semana del 22 de abril. Pero horas después del anuncio el Gobierno resolvió aplicar la conciliación obligatoria y se retomaron las negociaciones con los alumnos en las aulas.

El lunes pasado se cumplió el plazo de la conciliación. No obstante, las autoridades provinciales todavía cuentan con cinco días de gracia para extenderla.

Por ahora, la respuesta oficial es que habrá descuentos por los días de huelga: los que se cumplieron antes y los que se concretarán ahora.

“Los docentes vivimos el autismo de un Gobierno que utiliza una medida legal para no discutir nada y paralizar nuestra lucha”, dijo Mirta Petrocini, de la FEB.

Ayer la directora de Cultura y Educación (DGCyE), Nora De Lucía, explicó que la paritaria para revisar salarios “está cerrada” desde el momento en el gobernador Daniel Scioli firmó el decreto que “elevó el salario de los docentes provinciales por encima del piso fijado en la negociación nacional y que es mismo aumento que aceptó la mayoría del sector público”. Además, pidió “responsabilidad” a los gremialistas.

Para los referentes de Subteba, el Gobierno “decidió dar la espalda a la educación pública”, según dijo Roberto Baradel. La Udocba –sindicato enrolado en la GCT que participa de las paritarias por fuera del Frente Gremial– también anunció una medida por 48 horas el martes 28 y miércoles 29. Los maestros de ese sector aseguran que la propuesta oficial es “una falta de respeto” y le pidieron al gobernador que “deje de discutir salarios en negro”. El Frente Gremial anunció además que el martes, tras el paro, volverán a reunirse para acordar los pasos a seguir.

Comentá la nota