Además de subir la tarifa, los remiseros quieren medidas para frenar la competencia desleal

Los trabajadores aseguran que “el mayor problema es el mercado ilegal”, que opera sin respetar las tarifas y evadiendo impuestos
Publicado el 30/09/2012 - Después de conocerse el pedido presentado por el Sindicato de Conductores y Peones de Taxis, las empresas que forman parte de la Cámara de Radiotaxis de La Banda salieron al cruce para reclamar, “además de un reajuste de las tarifas, medidas para frenar la competencia desleal”.

“Coincidimos con los dirigentes del sindicato en que es necesario hacer un estudio para modificar la tarifa, que ha quedado desactualizada por los costos del servicio. Pero también consideramos que llevarla de tres a cinco pesos es demasiado. Además, en el caso de nuestra ciudad, muchos choferes y propietarios consideran que otro problema, tal vez más grave, es el perjuicio que genera la competencia desleal”, expresó Florio Trejo, titular de la Asociación Civil Propietarios de Empresas y Titulares de Radiotaxis.

También adelantó que ya hubo contactos con propietarios de otras remiserías de la ciudad, quienes tienen pensado retomar a partir de mañana las reuniones para fijar una posición sobre este viejo problema.

“Vamos a hablar sobre la tarifa, aunque algunos consideran que cobrar cinco pesos es demasiado, porque nuestros clientes son en su mayoría empleados públicos con sueldos que no les permitirían pagar ese precio. Entonces, tenemos que pensar en ellos. Pero también queremos hablar sobre el problema de siempre: la competencia desleal, que nunca se ha terminado y provoca más perjuicios que una tarifa desactualizada”, opinó.

Antecedente

En marzo de este año, después de largas deliberaciones se consiguió el último incremento para los remiseros, que pasó de $ 2,75 a $ 3.

También en esa oportunidad las autoridades municipales asumieron el compromiso de intensificar los controles para sacar de circulación a los remises “truchos”, pero la tarea no tuvo el efecto esperado.

También desde el lado del Ejecutivo se cuestionó a los trabajadores porque aseguran que “muchos vehículos sin habilitación prestan servicio en las empresas que tienen permiso para operar”, con lo cual se sacó a la luz un problema muy complejo que lleva varios años y sin una solución a la vista, según coinciden las dos partes que están involucradas.l

Comentá la nota