Adiunt convocó a un paro para jueves y viernes

Adiunt convocó a un paro para jueves y viernes
"Ante la negativa del gobierno de convocar a la mesa negociadora para discutir un aumento salarial, se ha decidido ratificar el plan de lucha con un paro de 48 horas", informó Walter Díaz, secretario de prensa de la Asociación de Docentes e Investigadores de la Universidad Nacional de Tucumán (ADIUNT).
"Ante la negativa del gobierno de convocar a la mesa negociadora para discutir un aumento salarial, se ha decidido ratificar el plan de lucha con un paro de 48 horas", informó Walter Díaz, secretario de prensa de la Asociación de Docentes e Investigadores de la Universidad Nacional de Tucumán (ADIUNT).

La medida de fuerza se llevará a cabo el jueves 27 y viernes 28 de marzo, en coincidencia con el plenario del Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) en el que se dará a conocer el pedido inmediato de apertura de paritarias.

Además, Díaz adelantó que está previsto otro paro de 48 horas para los días 8 y 9 de abril, con concentración frente al Ministerio de Educaciones. En esa fecha se realizará también una reunión de secretarios generales para definir la continuidad de la medida de fuerza.

El principal reclamo del sector es la apertura de las paritarias para acordar un aumento salarial de emergencia, entre otros planteos vinculados al convenio colectivo

ADIUNT ya realizó un paro los días 5, 10, 11 y 12 de marzo lo cual afectó el inicio del cliclo lectivo de escuelas experimentales que comenzaron el 17 de marzo.

El 5 de abril del año pasado, y tras la adhesión de cinco federaciones que agrupan a los docentes universitarios del país, la Nación cerró la paritaria que se estaba desarrollando desde dos semanas atrás. La suba dada significó un 29% al básico, hasta junio de este año y en cuatro cuotas no acumulativas: 16% en marzo, 2% en junio, 4% en noviembre (de 2013) y 7% en enero pasado. La federación que integra Adiunt -Conadu Histórica (Conaduh)- rechazó el ofrecimiento; pedía un 30%, en un pago y por un año. Al sabor amargo que les quedó por no haber logrado un acuerdo más beneficioso se sumó la devaluación impulsada por la Nación a principios de año: una depreciación del peso de más del 20%, sólo en enero.

Coment� la nota