La AFIP fijó nuevos controles para computar el IVA como crédito fiscal

A partir de noviembre, las personas que pidan facturas "A" en restaurantes, bares, hoteles, garajes y las personas que compren indumentaria tendrán que completar una declaración jurada ante la AFIP para computar el IVA pagado como crédito fiscal.

La ley de IVA ya prohibía considerar como crédito al impuesto abonado por todas esas operaciones, pero a partir de ahora habrá que firmar el formulario 8001, en carácter de declaración jurada, manifestando que esos gastos tienen vinculación con actividades que se encuentran gravadas en el IVA. 

De esta forma, cuando se compre indumentaria sólo se permitirá emitir factura "A", si se refiere a ropa de trabajo para el personal que trabaja en la empresa del adquirente. En síntesis, los consumos personales de indumentaria, estacionamiento, hoteles y comidas estarán definitivamente excluidos del crédito fiscal de IVA; o sea, sólo se podrán emitir facturas "B" por esas operaciones.

Detalles

La Resolución 3668 de la AFIP obliga a los contribuyentes a completar el formulario 8001 cuando pretendan computar créditos fiscales del Impuesto al Valor Agregado por los pagos de estacionamiento, de hotelería, por consumo en bares o restaurantes y en adquisiciones de indumentaria. Luego, ese formulario quedará en poder del comercio, que deberá archivarlo y presentarlo ante una solicitud de la AFIP.

Esta información servirá para acreditar que esos consumos se encuentran vinculados con actividades que generarán posteriormente débito fiscal. O sea, son gastos que estarán relacionados con actividades gravadas y no significan consumos personales del adquirente.

Al recibir el formulario 8001 firmado por el cliente, los comercios tendrán que emitir por esas operaciones facturas "A" en forma electrónica. Si emiten comprobantes manuales o utilizan controladores fiscales, en lugar de la factura electrónica tendrán que cumplir con un régimen de información por Internet ante la AFIP, denunciando a los clientes y esas operaciones.

Ante dudas que surgieron de los mayoristas y fabricantes de ropa y calzado, la AFIP aclaró en su página Web que estas obligaciones se limitan únicamente a las ventas que efectúan los comercios minoristas a consumidores finales.

Comentá la nota