UTA amenaza parar desde las 10 las líneas de dos empresas

Tras fracasar anoche las negociaciones de última hora, el gremio dio plazo hasta media mañana para que se depositen los pagos al personal de Coniferal y Ciudad de Córdoba.
La Unión Tranviarios Automotor (UTA) garantizó anoche la prestación normal del servicio de transporte durante las primeras horas de la mañana en la ciudad de Córdoba, pero amenaza con un paro a partir de las 10 en dos de las tres empresas prestatarias del servicio.

Alfredo Peñaloza, titular del sindicato, dijo que la determinación fue adoptada anoche por el cuerpo de delegados y la Junta Ejecutiva, en la propia Secretaría de Trabajo de la provincia, luego de fracasar las negociaciones mantenidas hasta última hora con los empresarios.

Esta vez, el conflicto se originó en que las empresas Ciudad de Córdoba y Coniferal no liquidaron correctamente los haberes de mayo a sus 1.600 trabajadores.

Ambas firmas descontaron a los empleados un proporcional por los tres días de paro que realizaron en la primera semana de mayo. Lo hicieron en medio de interpretaciones cruzadas, entre el gremio y las empresas, del acta acuerdo alcanzada en ocasión de saldarse aquél conflicto.

Las prestatarias consideraron que cada parte debía ceder algo y en consecuencia, de los 2.500 pesos que –en promedio– representaban aquellos tres días en el salario, liquidaron solamente mil pesos.

A todo esto, la empresa municipal Tamse pagó la totalidad del monto, sin descuentos, y así reforzó la posición de los choferes, respecto de que no correspondía efectuar quitas en los salarios en las otras dos empresas.

En sucesivas reuniones que se extendieron desde las 13 hasta medianoche, finalmente se acordó que el municipio pondrá hoy un monto fijo de 750 pesos por trabajador. Será un adelanto tomado del Fondo de Transporte, dado que el Concejo todavía no aprobó partidas para subsidios.

El resto del dinero se cubriría en próximas liquidaciones, aunque no se especificó cómo.

Por otra parte, los choferes también percibirían hoy un remanente de marzo del aumento salarial retroactivo a enero que acordaron. Eso se cubriría con fondos nacionales.

Fracaso. Luego de extensas conversaciones, ya cerca de la medianoche, las partes se aprestaban a firmar el entendimiento, pero la situación se tensó cuando los empresarios informaron que el dinero recién estaría depositado mañana y que los conductores podrían percibirlos el sábado.

Esto enardeció los ánimos de los dirigentes sindicales y los delegados que acompañaban en la Secretaría de Trabajo. Los sindicalistas mantuvieron la exigencia de que el pago se realice en el transcurso de esta jornada.

Ante la falta de entendimiento, los dirigentes de la UTA resolvieron mantener la prestación normal de los servicios en las dos empresas en conflicto hasta las 10 de hoy, modo de ultimatum para que las patronales les depositen los montos adeudados.

En un intento por evitar la reacción negativa de la población, como ocurrió durante la huelga de tres días registrada a principios de mayo, Peñaloza garantizó los servicios de Coniferal y Ciudad de Córdoba a primera hora de hoy, momento en el que se moviliza la mayor parte de los usuarios para cumplir con sus distintas obligaciones.

Comentá la nota