Se anticipan rupturas formales en las CGTs regionales

Se anticipan rupturas formales en las CGTs regionales
Se trata de las regionales de Avellaneda - Lanús, y Almirante Brown - Esteban Echeverría - Ezeiza - Lomas de Zamora - Presidente Perón - San Vicente, que desde hace meses vienen hablando internamente de “criterios dispares” en “métodos orgánicos”.
El papel determinante de Camioneros en su intención de reflejar a nivel local las cegetés nacionales.

El proceso que determinó la conducción del metalúrgico Antonio Caló al frente de una Confederación General del Trabajo (CGT) generó la sensación de que correrá mucha agua bajo el puente antes de ver una central obrera unida, ya que hace meses la ruptura generada por el espacio del camionero Hugo Moyano generó rispideces, aun en las cegetés regionales.

Justamente ayer se terminaron de sellar los ánimos separatistas locales, sobre todo en las que el gremio Camionero tiene injerencia directa, como es el caso de las de Avellaneda - Lanús, y Almirante Brown - Esteban Echeverría - Ezeiza - Lomas de Zamora - Presidente Perón - San Vicente.

(SUBTÍTULO)

De las piñas a la búsqueda de normalización

En el ámbito de la regional Avellaneda - Lanús ya se venía hablando de una ruptura, aunque formalmente siga conformada una CGT “regular”. Las tiranteces dadas entre el secretario General Sergio Jerez -Camioneros rama Combustible- y el adjunto Héctor Villagra -UOCRA-, desembocaron en un quiebre de dialogo motivado -según declararon a LA TERCERA- por una “falta de criterio metodológico”. Mucho de esto tiene que ver con la postura asumida por Hugo Moyano y su apoyo fuerte en combustible en los últimos reclamos abiertos realizados por el gremio al gobierno nacional. La distancia entre secretario y adjunto también se dio -para muchos- cuando Jerez buscó mantener reuniones con el avellanedense Jorge Ferraresi, quien terminó desacreditándolo ya que el intendente adivinó una “falta de respaldo por parte de los gremios de la regional”. Estas acciones sin consulta desencadenaron en fuertes discusiones en la sede de la regional, y hasta señalaron que “la última vez que estuvieron juntos en la regional, por la fuerte discusión que se armó, por poco terminan a las piñas”.

Ayer justamente, hubo expectativas en la regional y hasta conformidad con la asignación de Caló el día de ayer. Ahora, según lo planteado internamente, se buscará poner fin a la falta de acuerdos orgánicos y afrontar formalmente la división de la regional y el próximo lunes 8 se realizará el congreso en el que se determinará la forma de encarar una normalización de cara a la conformación de un organigrama electoral.

En San Vicente pidieron una renuncia

Unidad era lo que solicitaban ayer en un predio perteneciente al gremio de Uatre en San Vicente, lugar donde se reunieron poco más de 30 sindicatos de la regional con cabecera en Almirante Brown. Sucede que la convocatoria fue realizada por el secretario adjunto de la CGT, el camionero Julio Carrizo, y allí no hubo espacio a otra cosa que reclamar por la renuncia del secretario general, Sergio Oyhamburú referente de Sanidad Privada.

“Perdió representatividad. Fue cerrando la CGT al punto de ni siquiera presentarse en las reuniones. Está claro que está más atento a la coyuntura política que a lo que hace a la defensa de los derechos de los trabajadores”, señaló a LA TERCERA un referente gremial que dijo presente ayer en tierra sanvicentina.

Pero desde el lado de la Secretaría General señalaron que “ese congreso que hicieron en San Vicente no tiene aval porque no quieren respetar formalmente la conducción de Oyhamburú que continúa hasta noviembre. No estaba la mayoría del Concejo Directivo. No puede convocar como CGT”.

Mientras que en San Vicente rubricaron un documento donde el sector planta posición sobre la recientemente conformada “CGT oficialista” conducida por Caló y ratificaron el rumbo moyanista del espacio.

El petrolero Roberti asume en la CGT oficial

El Secretario General de la Federación de Petróleo, Gas Privado y Biocombustible, el avellanedense Alberto Roberti, fue elegido miembro por la CGT oficial encabezada por Antonio Caló para ocupar la Secretaría de Política y Empleo. El gremialista mostró su satisfacción por ser “la primera vez que el gremio petrolero ocupa un lugar de representación en la cúpula de la Confederación General del Trabajo”.

Coment� la nota