Anuncian tope "flexible" para salarios estatales

Anuncian tope "flexible" para salarios estatales
El gobernador dijo que el techo del 20% puede superarse en las categorías de menores ingresos.
El Ejecutivo iniciará hoy la segunda ronda de negociaciones con los gremios estatales UPCN y ATE que en el encuentro descartaron de plano las propuestas de incremento salarial. Antes de oficializar el adelantamiento de las audiencias, el gobernador Alberto Weretilneck intentó descomprimir la situación al asegurar que el tope del 20 por ciento de aumento -que él había fijado públicamente- no es una cifra rígida. “Es probable que haya respuesta de más del 20% para aquellos que cobran menos, y de menos del 20% para los que cobran más”, manifestó. Los sindicatos, en tanto, ya expresaron que esperan un mejoramiento sustancial de la propuesta. O no habrá acuerdos.

"Se está negociando. Esta semana hubo diálogo y seguirá. Siempre hay posibilidad de modificar la propuesta", dijo ayer el mandatario a AM 740 y resaltó que ambas organizaciones no se encuentran realizando medidas de fuerza, lo que posibilita la paritaria.

Respecto del rechazo a la oferta inicial y la exigencia de una actualización de haberes en torno al 35%, Weretilneck dijo: "Vamos a ofrecer los aumentos que el Estado pueda pagar". El titular del Ejecutivo no precisó si hoy habrá una nueva propuesta y detalló: “El tema de paritarias es un tema difícil en el país. Dependerá de las discusiones que se vayan dando”.

Luego, desde el Gobierno se confirmó que las reuniones con UPCN y ATE que estaban previstas para la próxima semana se llevarán a cabo hoy "en virtud de la importancia de la temática", según se expresó. Las audiencias se llevarán a cabo en la sala de Reuniones del Ministerio de Gobierno y contarán con la presencia del ministro de Gobierno, Luis Di Giácomo; el secretario General, Matías Rulli y el secretario de Gobierno, Ariel Gallinger.

La UPCN fue citada a las 9 de la mañana, mientras que el encuentro con ATE fue pautado para las 11.

Ambas organizaciones rechazaron de plano firmar una escala salarial que quede por debajo del porcentaje inflacionario, calculado en más del 35% según el registro de enero informado con el nuevo indicador de precios del Indec.

"Vamos a concurrir a la convocatoria y esperamos que exista una nueva oferta que sea realmente superadora a la anterior. Las posturas de los trabajadores no son inflexibles, pero no estamos dispuestos a aceptar un aumento que se ubique por debajo de la inflación", expresó ayer Rodolfo Aguiar, secretario general de la Asociación de Trabajadores del Estado.

Por el momento, UPCN y ATE no han discutido la posibilidad de implementar nuevas medidas de fuerza. Aunque Aguiar dejó en claro que el gremio espera señales del Ejecutivo. "Nuestro planteo ha sido claro y esperamos que el Gobierno haga todos los esfuerzos para evitar mayores conflictos", manifestó.

Comentá la nota