Aoita cumplió el paro pese a la conciliación y anunció otro para mañana

El gobernador José Manuel de la Sota intimó ayer a las empresas de ómnibus que prestan servicios interurbanos y de corta, media y larga distancia en la provincia de Córdoba a que vuelvan a circular, pero los choferes ratificaron hasta la me-dianoche de ayer el paro, en reclamo de mejores salarios, que cumplieron desde las 19 del martes y anunciaron otro para mañana.

Por medio de su cuenta en Twitter, De la Sota afirmó que el paro es "ilegal", tras lo cual intimó a las "empresas de transporte a que reinicien el servicio bajo apercibimiento de caducidad de los permisos actuales" con los que cuentan.

Pese a la intimación realizada por De la Sota, el titular de la Asociación Obrera de la Industria del Transporte Automotor de Córdoba (Aoita), Miguel Herrera, ratificó a la prensa que continuarán con la medida de fuerza y agregó que "la conciliación obligatoria (dictada anoche por el gobierno cordobés) no se acató porque no pertenece al ámbito de la provincia".

Los trabajadores piden un aumento del 28 por ciento de una sola vez, y la propuesta de los empresarios fue de ese porcentaje pero a pagar en dos tramos. La oferta fue rechazada.

Comentá la nota