AOMA intensifica sus reclamos laborales a Loma Negra

AOMA intensifica sus reclamos laborales a Loma Negra
En un conflicto que lleva ya varias semanas, AOMA continúa reclamando el pago de horas extras de más de 200 trabajadores, denuncia presiones y la imposibilidad de diálogo con la dirigencia local de Loma Negra.

Alejandro Santillán, secretario general de AOMA, y Bruno D'Amico, tesorero, dieron detalles de la situación con Loma Negra.

La Asociación Obrera Minera Argentina (AOMA) realizó este martes una asamblea para discutir la situación de los trabajadores de Loma Negra y de la relación entre el sindicato y la empresa, denunciado la "imposibilidad de diálogo normal" y que ya han agotado todas las vías legales.

A través de un comunicado, indicaron que los representantes locales de AOMA "lo único que hacen es fomentar el conflicto entre el sindicato y la empresa, generando un mal clima laboral y haciendo imposible seguir dialogando con ellos; niegan el diálogo directo, utilizan excusas ridículas en vez de brindar soluciones y demoran inentendiblemente cuestiones que sólo lograron hacer que hoy en día la relación sindicato-empresa esté en el peor momento."

Uno de los reclamos principales surge de un acuerdo firmado en 2010 en el cual los empleados pasaron de trabajar 8 horas a 8 horas 40 minutos. Sin embargo, desde el sindicato alegan que la empresa "se negó a reintegrarles todos esos minutos de más en los que los trabajadores estuvieron a disposición de la empresa por el tiempo que estuvo aplicándose dicho acuerdo", situación que ya fue revertida.

Por esta razón se realizaron 211 demandas "por mala liquidación de horas extra ante la justicia de trabajo".

Estas denuncias habrían provocado una suerte de "acoso laboral", lo que provoca que haya más presión en el ambiente laboral y, teniendo en cuenta el alto riesgo de las labores de la empresa, "en estas circunstancias no es de extrañar que los accidentes laborales se multipliquen" a raíz del "stress laboral", indicaron en el comunicado.

A la hora de realizar medidas, Bruno D'Amico, tesorero del sindicato, indicó a Canal Local que"lo estamos analizando. No descartamos nada y lo estamos analizando. La gente quiere que hagamos un corte definitivo. Para bien o para mal quieren hacer un corte porque no se puede trabajar así en el ambiente de presión laboral. La democracia en Argentina nos demuestra que el diálogo es lo que está abierto y las empresas tienden a que haya un buen trato con la gente, un buen diálogo, un buen clima laboral, queremos que Loma Negra empiece a tener un buen clima laboral".

"Somos conscientes que para lograr el diálogo tienen que haber dos personas, y en esta mesa solo hay una persona, del otro lado sólo existe el engaño, la mentira y la hipocresía, por lo que nuestra paciencia se agotó, y viendo hoy en día que la hostilidad hacia los trabajadores fue en aumento solicitamos urgentemente sentarnos a conversar directamente" con los dirigentes a nivel nacional de la empresa, indicaron finalmente en el comunicado.

Comentá la nota