Azucareros de Jujuy y Salta se declararon en conflicto por falta de paritarias

Azucareros de Jujuy y Salta se declararon en conflicto por falta de paritarias
Jujuy – Los sindicatos azucareros de Jujuy y Salta se declararon en conflicto, argumentando que la patronal se niega a dialogar sobre el inicio de negociaciones paritarias.
“La cámara patronal (azucarera del norte, CARNA) mostró su desinterés en dialogar, con esta ausencia”, dijo el secretario general del Sindicato del ingenio Ledesma (SOEAIL), Rafael Vargas, en la oficina céntrica de la capital jujeña donde esperaban iniciar conversaciones con los empresarios.

Vargas subrayó que el ingenio Ledesma, del empresario Carlos Blaquier, “dice que nosotros somos conflictivos, que no negociamos, pero la realidad es que nosotros y los otros sindicatos convocamos a dialogar a la CARNA y ellos se niegan”.

Abogados de los cinco sindicatos presentes en la reunión de esta mañana señalaron que el estado de conflicto fue declarado “porque están vencidos todos los acuerdos paritarios del año pasado, por la negativa de CARNA a dialogar y por la falta de convocatoria a paritarias y a una nueva unidad de negociación, que le solicitamos, por parte del Ministerio de Trabajo de la Nación”.

Los secretarios generales de los sindicatos azucareros de los ingenios Ledesma, San Martín de Tabacal, Río Grande (en este caso, dos gremios: uno de obreros y otro de empleados) y La Esperanza resolvieron por estas razones declararse en conflicto.

“En el país hay 23 ingenios, de los cuales dos de los tres más grandes están aquí, Ledesma y el nuestro. Todos, sean los de Tucumán o los del norte, tenemos vencidos los acuerdos paritarios de 2012″, señaló el secretario general del sindicato de San Martín de Tabacal, Martín Olivera.

Olivera recordó además que el bloque azucarero de Salta y Jujuy “solicitó al Ministerio de Trabajo de la Nación la creación de una nueva unidad de negociación” para estas dos provincia, en la que los sindicatos que lo integran la contrapartida de CARNA.

En respuesta a la invitación sindical a dialogar sobre el inicio de paritarias, el presidente de CARNA, Federico Nicholson, escudó la negativa patronal en que “cualquier modificación del nivel o ámbito de negociación debe ser resuelto por el Ministerio de Trabajo” de la Nación como autoridad de aplicación.

Al rechazar la invitación para dialogar esta mañana, la nota de respuesta de CARNA “nada dijo sobre el hecho de que los acuerdos de 2012 están vencidos y demostró su falta de interés en dialogar”, afirmó Vargas.

Con vista a la paritaria reclamada, los sindicatos toman como referencia para la negociación salarial un básico inicial de 8.000 pesos, suma considerada equivalente al costo de la canasta familiar por las diversas centrales sindicales, dijo Vargas.

Coment� la nota