Los bancos volverán a realizar otras dos jornadas de 3 horas sin atención

Los bancos volverán a realizar otras dos jornadas de 3 horas sin atención

Los bancarios anunciaron la medida se realizará el 5 y 6 del próximo mes. El reclamo será también por el "cese de cualquier despido o distracto laboral sin causa justa en la actividad. Y la declaración de emergencia ocupacional y social".2

El gremio La Bancaria que encabeza Sergio Palazzo, anunció este jueves que realizará "un cese de actividades de tres horas con asambleas" el 5 y 6 de octubre próximos ante el "incumplimiento" del último acuerdo salarial sobre la reapertura de paritarias que viene reclamando.

La información fue proporcionada mediante un comunicado que difundió esta tarde el gremio.

En la nota, la Bancaria reclamó además por el "cese de cualquier despido o distracto laboral sin causa justa en la actividad. Y la declaración de la emergencia ocupacional y social".

Reitero su demanda por la reapertura de las paritarias, la derogación del impuesto al salario, además de una reforma tributaria donde "los sectores empresarios y especulativos que más ganan más paguen".

Además se pronunció en favor de la "suspensión de las disposiciones desregulatorias del Banco Central y las acciones de desbancarización/uberización de la actividad financiera, hasta tanto el Congreso Nacional trate una reforma financiera".

Por último, los bancarios se pronunciaron por la "defensa" de la banca pública, porque "sabemos que es el recurso estratégico del estado en todas, inclusive, las últimas instancias. En este sentido, a la campaña hemos de sumar la exigencia de inmediata revisión por el Congreso de la Nación de la gestión del Banco Central y de la reestatización de la gestión del Banco Hipotecario".

En ese contexto, La Bancaria pidió por la "defensa del Trabajo y la producción nacional, no sólo por compromiso nacional y solidaridad con todos los trabajadores con o sin empleo registrado. El gremio remarcó entonces que "no somos estúpidos, la recesión, la apertura de las importaciones, el libremercadismo comercial digital, afectan a empresas argentinas y su quebranto comprometerá al sistema bancario una vez más, como ya sucediera en la aciaga década del 90".

Comentá la nota