Bloqueo de Camioneros a supermercados comienza a elevar el termostato político

Bloqueo de Camioneros a supermercados comienza a elevar el termostato político
Habría reunión De la Sota-Moyano la otra semana para armar polo anti-K.

La Semana Santa comenzará con los centros de distribución de mercaderías de los supermercados Cordiez, Almacor, Mariano Max y Buenos Días bloqueados por trabajadores del gremio de Camioneros, pese al intento del fiscal provincial Raúl Garzón de destrabar el conflicto.

Pero tras los tesoneros intentos de Grazón (mientras muchos se preguntan qué hace un fiscal penal mediando en un conflicto entre supermercados y Camioneros), José Manuel de la Sota comenzó a tuitear anoche: «No hay supermercados bloqueados. Los fiscales y la Policía garantizaron el orden. Los compañeros del Sindicato de Camioneros colaboraron. Queda por resolver el conflicto intergremial. Ojalá sea pronto y con beneficio para los trabajadores».

Para muchos, el intento del gobernador provincial por poner paños fríos a un conflicto que motivó que Pablo Moyano, hijo de Hugo, se fuera del Centro Cívico bastante ofuscado, es para mejorar el clima de la reunión de la semana próxima. De la Sota y Moyano la semana pasado sentaron las bases para constuir un frente opositor al kirchnerismo, que gustan calificar como del «peronismo». Y se espra que la próxima semana se sienten a definir con mayor profundidad. De allí que la provincia intente mediar en un conflicto que no tiene jurisdiccióny y haga la vista gorda a las presiones de Camioneros que desconocen un laudo del Ministerio de Trabajo que expresa que los que trabajan en logística en los supermercados pertenecen al gremio de Comercio.

La medida de Caminoneros comenzó la noche del domingo, y los empresarios supermercadistas denunciaron un fuerte desabastecimiento por falta de provisión de productos.

En ese marco, y luego de que la Provincia el martes fracasara en un intento de negociación, el fiscal Garzón se reunió ayer en dos oportunidades con representantes de los gremios y de las empresas, pero no logró solucionar el conflicto. La negociación pasó a un cuarto intermedio hasta hoy. La falta de jurisdicción en realidad no le permitirá avanzar demasiado.

“En la jornada de hoy (por ayer) hubo una serie de negociaciones entre las partes. Hemos procurado el acercamiento, que concluyó con una reunión que posibilitó una mesa de diálogo a la que ambos sectores han acercado sus propuestas”, aseguró el fiscal penal a la prensa. La reunión se realizó en la sede de la Cámara de Comercio de Córdoba. Sin embargo, el fiscal remarcó que “el ingreso y egreso de los vehículos y la mercadería está garantizado por la Policía de Córdoba” y resaltó que desde la mañana, la Fiscalía desplegó un operativo policial “que preserva el orden, la seguridad de los involucrados y la actividad laboral”. “Pueden protestar, pero sin infringir la ley penal”, subrayó.

El abogado que patrocina a Camioneros, el ex fiscal General Marcelo Brito resaltó que “la actitud gremial continuará en orden al derecho de huelga”, y dijo que el gremio que representa en esta coyuntura firmó un acuerdo con los supermercadistas, para que los trabajadores de logística pasen a Camioneros. “Ese acuerdo debía aplicarse desde el 1 de febrero pasado, pero los supermercadistas tomaron una nueva postura por un dictamen del Ministerio de Trabajo de la Nación”, indicó Brito, en alusión al laudo nacional.

Comentá la nota