Buzzi confirmó que se suma al paro de la CGT y la CTA

Federación Agraria participará de la marcha del próximo 20 de noviembre. El dirigente dijo que buscará sumar a la CGT de Antonio Caló.
El presidente de la Federación Agraria (FAA), Eduardo Buzzi, confirmó la adhesión de la entidad al paro convocado por el sindicalismo opositor para el próximo 20 de noviembre, en reclamo de la suba del mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias. Además, afirmó que se buscará sumar a la CGT oficialista de Antonio Caló.

“Los muchachos del sector obrero quieren hablar con Caló, métanle” se les indicó desde la entidad ruralista, admitió Buzzi en diálogo con Radio Diez.

El titular de la FAA aseguró que lo decidido es que la CTA, la CGT (opositora), la Corriente Clasista Combativa y los movimientos sociales "promuevan un paro nacional que muestre a este gobierno que tiene que hacer un giro en su conducta política".

"No estamos en contra de la intervención del Estado en la economía, pero que sí intervenga en favor de las mayorías y no del capitalismo de amigos, que es lo que están haciendo por estos días", explicó el ruralista al argumentar su apoyo a esta iniciativa.

El dirigente recordó que la pasada semana mantuvo reuniones con Pablo Micheli de la CTA y con Hugo Moyano de la CGT. Estimó que los motivos de la marcha del 10 de octubre "siguen estando", ya que, según expresó, el Gobierno no atiende, no escucha y tampoco modifica su posición respecto a los topes que rigen en el Impuesto a las Ganancias.

"Representamos a las PYMES del campo -siguió-, y como estamos, estamos jodidos por la pérdida de competitividad, como principal problema, y con economías regionales que están en bancarrota total".

Buzzi declaró que "el modelo (económico propuesto por el kirchnerismo) tiene un solo objetivo que es la concentración y el deterioro de las PYMES, y allí se dice (desde el ámbito gubernamental) que se va a profundizar".

El titular de la FAA aseguró que "es una burla" hablar de un salario básico de 2.600 pesos para un trabajador y criticó la decisión oficial de que "un laburante que gana 5.000 pesos mensuales deba pagar Ganancias".

"No dan lugar donde discutir y lo que coincidimos con Moyano y Micheli es que después de la marcha del 10 de octubre, que fue de advertencia, y pasado el 8 de noviembre (en referencia a la convocatoria a través de redes sociales de un nuevo cacelorazo), en la semana del 20 hay un paro nacional con toda la música, sin colectivos y sin camiones, y con presencia en la Plaza de Mayo", disparó.

Comentá la nota