Cañeros elevaron algunos reparos a la “ley de azúcar” pero igual acompañan su sanción

Cañeros elevaron algunos reparos a la “ley de azúcar” pero igual acompañan su sanción
Desde las entidades que agrupan a los productores del sector zafrero se demostró la satisfacción por el tratamiento parlamentario de la norma que regulará la comercialización del azúcar en la provincia.
Instaron por cambios en lo que refiere a la autoridad de aplicación que sancionará a los industriales. El jueves la iniciativa llega a la Legislatura.

El camino para que la provincia cuente con una ley que reglamente el proceso de producción y comercialización de azúcar se encuentra allanado y el próximo jueves la Legislatura se abocará al tratamiento de la norma en cuestión, que, más allá de algunas diferencias puntuales que surgieron entre los distintos factores del sector, alcanzó el consenso para su sanción.

De esta forma, ayer se reunió la Comisión de Economía y Producción, presidida por el oficialista Guillermo Gassenbauer, a quien acompañó el Ministro de Desarrollo Productivo Jorge Feijóo con el objeto de explicar los alcances del proyecto ante un auditorio conformado por legisladores y representantes de los diferentes sectores cañeros involucrados.

Con posterioridad, el grupo de trabajo parlamentario otorgó dictamen favorable a la iniciativa, en la que se contemplaron algunos pedidos elevados por los productores, en tanto que desde el sector industrial se había solicitado extender por una semana el debate y armado de la ley antes de su ingreso a la Legislatura, lo que finalmente no fue tenido en cuenta.

El proyecto tiende a declarar de Interés Público provincial la producción sustentable de azúcar y alcohol elaborados a partir de la caña de azúcar, con una serie de objetivos entre los que se incluyen medidas tendientes a abastecer el mercado interno nacional de ambos productos, en resguardo de los derechos de los consumidores.

Además, se persigue la estimulación de la producción de Bioetanol combustible y de alcohol a partir de la caña de azúcar, según leyes nacionales y provinciales, contribuyendo a desarrollar económicamente la actividad sucro-alcoholera con una producción ambientalmente sustentable. Al mismo tiempo, la iniciativa fomenta la exportación de los saldos de azúcar y alcohol no destinados al mercado interno, estableciendo un sistema de garantías para las exportaciones.

Por otra parte, la ley crea el Instituto de Promoción de Azúcar y Alcohol de Tucumán como Ente Autárquico, con plena capacidad jurídica para actuar en el derecho público y privado en el marco de los actos y contrataciones vinculados a su funcionamiento.

El Instituto será Autoridad de Aplicación de esta Ley y estará integrado por dos representantes del Poder Ejecutivo, dos de los ingenios azucareros y dos de los productores de la caña de azúcar. Justamente, es en este punto, donde las entidades cañeras (entre las que se encuentran el Centro de Agricultores Cañeros de Tucumán -CACTU-, Cañeros Unidos del Este -CUE-, Unión de Cañeros del Sur -UCS- y la Unión Cañeros Independientes de Tucumán -UCIT) reflejaron sus contrariedades en torno a la integración del Ente mencionado.

Para los productores resulta pertinente que el directorio se encuentre representado por las cuatro entidades y no solamente por dos de ellas, además plasmaron sus reparos en torno a la elección de los seis representantes del Instituto, pues todos ellos serán designados directamente por el Poder Ejecutivo.

"En la estructura de la ley estamos de acuerdo y apoyamos plenamente porque es algo que reclamamos desde hce años. Pero sostuvimos la posibilidad de una alternancia entre titulares y suplentes en los mandatos del directorio cada dos años para que así no se excluya a ningún factor involucrado", remarcó Marcelo Fernández (CUE) quien estuvo presente en la reunión.

A su vez, indicó que el Ejecutivo no debe tener la potestad de selección directa, por lo que se propuso que cada una de las entidades eleve una nómina de tres candidatos entre los cuales el PE deberá optar. En tanto, adujo que solicitaron que los cargos referidos sean en carácter ad honorem y que no haya posibilidad de re-elección de los mismos. Todos estos puntos, según lo señalado por Fernández, serán estudiados por los legisladores quienes decidirán si se los incorporará en la redacción del texto final de la ley.

"A nosotros lo que nos interesa es que el azúcar que se nos retiene sea exportada por parte de los industriales y que no la vendan en el mercado interno como ocurrió a lo largo de los años, ya que el precio tiende a bajar y durante el año pasado dejaron de ingresar a la Provincia cerca de 1.700 millones de pesos por esta actitud", destacó el representante del CUE.

Por su parte, Gassenbauer justificó la puesta en marcha de esta reglamentación del sector azucarero al destacar que "es menester la celeridad en este caso porque el Ente debe tomar cartas en el asunto antes que comience la próxima zafra hacia fines de abril y necesitamos que se conforme rápido para que analice que se hará con el excedente de azúcar porque, de seguir como está el precio interno, puede ser igual o inclusive más bajo y es necesario debatir contrarreloj".

Seguidamente, hizo mención a las sanciones que se aplicarán a los ingenios en caso de detectarse infracciones a la norma. "La ley tipifica sanciones bastante importantes, al que no cumpla no le dará lo mismo porque la multa no será poca sino grave y onerosa e inclusive se podrá hasta rematar la cantidad de azúcar que no hayan puesto para exportación. Es una ley reguladora para que no dude (el industrial) en el momento de cumplir como corresponde", señaló Gassenbauer.

Finalmente, tanto CACTU, CUE y UCS indicaron que no acompañarán la marcha prevista para el martes venidero convocada por UCIT en apoyo a la sanción de dicha ley. "No hay necesidad de movilizar y molestar a las personas en sus quehaceres, el Gobierno ya entendió la importancia de esta norma y avanzamos en su concreción", adujo Marcelo Fernández.

Comentá la nota