Los choferes quieren manejar la “calesita”

Delegados de Tamse le piden a la empresa que, en horas pico, los coches que salgan desde barrios del sur lleguen al centro y, desde allí, retornen.

La “locura” en que se convierte para los usuarios del transporte urbano conseguir un colectivo en horas pico, tuvo ayer repercusión entre los choferes de la Tamse. Sobre todo, entre los que manejan las líneas del corredor R, las más recargadas de pasajeros en horas de la madrugada.

Algunos delegados tomaron la posta ante el malestar de los colectiveros después de la publicación en la edición de ayer de Día a Día acerca de la “peregrinación” que deben hacer muchos usuarios para poder tomar un coche de la Tamse.

La nota mostró las procesiones de largas cuadras de vecinos de Villa El Libertador, Comercial, Nuestro Hogar III y Cabildo, entre otros de la zona sur.

En marzo último, Tamse había decidido en los horarios pico que algunos coches que salieran de Villa El Libertador, llegaran al centro y volvieran al barrio, en lugar de continuar el recorrido.

Lo que ellos llaman en la jerga “hacer la calesita”. Ello implica trabajar con tramos circulares, con más colectivos, para evitar que los pasajeros esperen por horas en las paradas. Pero esa medida se suspendió.

Ahora, la idea volvió a tomar fuerza con un nuevo pedido de los choferes, que son los primeros en soportar las críticas de los usuarios cuando suben malhumorados tras una espera eterna. Desde Tamse confirmaron que la empresa tiene hoy 90 coches “parados”.

La firma estatal supo tener 150 unidades a principio de marzo sin salir a las calles, por lo que el problema mejoró, aunque sigue latente.

El director obrero de la Tamse, Javier Arrieta, dijo que los delegados insisten con la idea de “la calesita”. “Claro que podemos mejorar y es de esa manera. Sacar los coches en horarios pico del barrio al centro y que vuelvan. Ya lo hicimos en otras oportunidades”, indicó.

Comentá la nota