Día clave para la sucesión en ATE

Día clave para la sucesión en ATE

Una jornada muy particular se vivirá en la organización ATE Quilmes, porque las autoridades electas, encabezas por Claudio Arévalo, se presentarán en la sede gremial con la firme convicción de tomar funciones, aunque desde la actual conducción a cargo de Selva Guillén. 

Dicen que recién entregarán la llave en el momento en que el Ministerio de Trabajo lo ordene, ya que se presentó un amparo por la impugnación de 19 mesas en las elecciones que se llevaron a cabo en la Asociación de Trabajadores del Estado.

  En declaraciones realizadas por Arévalo, asegura que ya están dadas todas las condiciones para que su agrupación, la más votada en las elecciones, tome posesión del manejo del sindicato y es por eso que anticipó: "vamos a marchar mañana (por hoy) hasta la sede de Vicente López casi Rodolfo López, para que nos den la llave las autoridades salientes, en el día del vencimiento de su mandato".

  Incluso, en una charla radial, Arévalo dijo que se juntarán con los trabajadoes en la Plaza de las Colectividades, cerca de la estación, para desde allí marchar hacia la sede gremial.

  Sobre el final, el dirigente dejó en claro que "no buscaremos ningún tipo de conflicto y si no nos quieren dejar pasar, nos retiraremos tranquilos, dejando constancia judicialmente de lo ocurrido".

La postura de Selva Guillén

  Por su parte, la actual titular de ATE local, Selva Guillén, dijo en declaraciones al programa Ir a Más, de FM Sur (88.9), que "no vamos a entregar este sindicato después de todo lo que hicimos para su crecimiento desde el 84 hasta ahora".

  Además, dio su punto de vista sobre lo expresado por las autoridades electas: "hasta que no estén las determinaciones del Ministerio de Trabajo, no vamos a darle nada a nadie, por lo pronto decimos que si hubo irregularidades vamos a pedir que realicen otras elecciones, al menos en los lugares en que hay 19 mesas que fueron impugnadas por problemas en las planillas. Presentamos un amparo, por lo que hasta que no haya algo transparente y que indiquen las autoridades hacer lo contrario, no vamos a abandonar nuestro puesto de trabajo y no vamos a ceder".

  En tanto, durante la entrevista, Guillén dijo que "no hay ánimo para pelearnos con nuestros compañeros, queremos que sea una jornada en paz, pero por sobre todas las cosas, que sean justas y es por eso que vamos a esperar el fallo judicial".

Comentá la nota