Los colectiveros y los bancarios harán paros la próxima semana

Los colectiveros y los bancarios harán paros la próxima semana
El transporte de corta, media y larga distancia amenaza con un cese de actividad para el martes. La actividad bancaria se resentirá el jueves. Ambas medidas de fuerza alcanzarán todo el país
Dos medidas de fuerza de carácter nacional se harán sentir la semana próxima, al tratarse de sectores claves para las actividades diarias. La primera de ellas fue anunciada ayer por la Unión Tranviarios Automotor (UTA). El gremio que agrupa a los colectiveros anunció un cese de actividades que afectará los ómnibus de corta, media y larga distancia de todo el país, en reclamo por una recomposición salarial. Mediante un comunicado, las autoridades de UTA aseguraron que de no resolver sus requerimientos salariales antes del martes, comenzarán “un plan de lucha”, y que dicha medida “comprende a todas las modalidades de transporte de personas por ómnibus y en todas las jurisdicciones del país”, esto comprende los servicios de larga, media y corta distancia. El Consejo Directivo de la entidad gremial enumeró que desde marzo se encuentran “en un proceso de negociación tendiente a determinar la pauta salarial del presente año”, pero que hasta la fecha no hubo respuesta. “El proceso se encuentra en esta instancia en el ámbito de los ministerios de Trabajo, Interior y Transporte y de la Jefatura de Gabinete de Ministros”. La paritaria del sector se discute desde hace cinco meses, sin acuerdo entre gremio y patronal. Por ello, en caso de que el gobierno y los empresarios no accedan al pretendido aumento salarial del 35%, habrá medidas de fuerza. Desde enero, los colectiveros perciben 1.400 pesos por mes a cuenta de futuros aumentos de las paritarias. Bancos Por su parte, la Asociación Bancaria realizará un paro nacional por 24 horas el jueves 29 en repudio a la represión policial sufrida por sus afiliados en Tucumán la semana pasada, anunció el secretario general del gremio, Sergio Palazzo. En el marco de una movilización ayer de cientos de bancarios en la ciudad de San Miguel de Tucumán para repudiar la represión y para exigir la reincorporación de 36 empleados de la Caja Popular de Ahorros, el dirigente anunció la realización de una nueva medida de fuerza. El reclamo por los despidos ya lleva más de un año, pero en una movilización realizada semanas atrás resultaron heridos manifestantes a partir del accionar represivo de la Policía. Será una continuidad de la medida de fuerza realizada el jueves 15, con parálisis total en las actividades de todas las entidades bancarias y financieras, tanto del sector público como del ámbito privado.

Comentá la nota