Cómo son los negocios millonarios y la extorsión que condenan al "Caballo" Suárez

Cómo son los negocios millonarios y la extorsión que condenan al

Los detalla en una entrevista la interventora en el SOMU, Gladys González. Menciona al menos 16 empresas vinculadas al gremialista para enriquecerse.

e abrió la caja de Pandora en la que estaba metido el Sindicato de Obreros Marítimos Unidos (SOMU) y un sinfín de hechos de corrupción, de acuerdo a las denuncias que fueron informando las intervenciones tanto del gremio en sí como de la obra social. La decisión del juez Rodolfo Canicoba Corral de detener a  Omar "Caballo" Suárez no hizo más que complicar un frente judicial que incluía acusaciones por los delitos de "asociación ilícita, malversación de fondos, administración fraudulenta y extorsión".

De hecho, al sindicalista, al que Cristina Kirchner lo consideraba su preferido, venía de días complicados: el fiscal Ramiro González pidió investigar a Suárez directamente por lavado de activos. El informe en el que se basó este funcionario fue el que presentó ante la Justicia la interventora Gladys González

En una entrevista con Clarín, la dirigente del macrismo explica las irregularidades que fueron encontrando alrededor del sindicalista.

- ¿Cómo era el entramado alrededor de Suárez?

- Pudimos identificar 16 empresas que se encuentran relacionadas directa o indirectamente con Suárez y su entorno. Tanto los accionistas como los domicilios se repiten. Además de él figuran Juan Manuel Medina (ex tesorero del SOMU) y su hija Débora Medina, la hijastra de Suárez, María del Carmen Cabrera Peña y su yerno, Adolfo Vissani. También aparece su sobrino Jorge, el contador de varias de esas empresas, Julio Barrera; ex empleados de la Obra Social como Esteban Pardo, miembros del secretariado del SOMU como su segundo Mario Morato y Jorge Vargas, entre otros.

- ¿Qué fue lo que descubrieron?

- En principio te puedo decir que algunos accionistas no tienen la solvencia para encarar las inversiones que se hicieron para montar las empresas, por ejemplo en el caso de los de San Jorge Marítima (SJM) que son monotributistas categorías mínimas o empleados en relación de dependencia. El SOMU se usaba como pantalla para fondear a esas empresas. La más conocida es la que refieren los empresarios que lo denunciaron por amenazas extorsivas a cambio de dinero para dejarlos operar sus buques (la maniobra por la que lo detuvieron). El otro punto es que refiere al desvío de fondos provenientes de la operatoria de gasíferos, que iban a ser destinados a capacitación y terminaron en SJM, perjudicando a cientos de trabajadores.

- Pero hay otras maniobras nuevas...

- Sí, por ejemplo la que se hacía a través de Elite Viajes (Suárez es dueño del 80% y el otro 20% es de la hija de Medina, según la última información que tenemos) y de la mencionada SJM. Barrera era su contador y cobró por sus servicios, del 2010 al 2016, más de $3 millones, pero, sin embargo, los últimos balances presentados corresponden a 2006. Además de haberle facturado al SOMU, a la Fundación, a Malonot y a la Mutual por más de $11 millones. Entre SJM, el SOMU y la Mutual se fueron más de $12 millones a Elite Viajes que es difícil de explicar en concepto de qué. Además el SOMU le pagó a SJM más de $27 millones en 6 años.

- ¿Qué novedades hay sobre el hotel correntino Belinda que fuera denunciado en PPT?

- Hay indicios de que estamos frente a un "Hotesurcito" (en referencia a la causa por el hotel de Cristina Kirchner). Por un lado, en la página del gobierno de Corrientes el hotel figura con 24 plazas; sin embargo, encontramos facturas al SOMU por 40 plazas durante varios meses en forma consecutiva. En el hotel hay una placa que dice que es del SOMU pero es de la empresa de Suárez Elite Viajes.

- En el informe presentado también se habla de unos campos en Puerto Madryn...

- Sí. Existen tres campos. Uno se llama "16 de agosto" y el otro "El Progreso", ambos con vista al océano y para acceder a ellos hay que atravesar 60 kilómetros de ripio. Este aparente emprendimiento turístico, pese a ser del SOMU, no figura como oferta turística a los afiliados. Esto, como lo de Belinda, los considero los delirios de Suárez. El tercero es otro campo que está pegado a los anteriores cuyo propietario es Patagonia Rural SRL, empresa que tiene como uno de sus accionistas a su yerno Vissani.

- ¿Qué encontraron con estos campos?

- Facturación por casi 3 millones de pesos a SJM en seis años. El contrato que vincula a ambas empresas es por "servicios de asesoramiento y promoción en el Territorio para la comercialización de servicios". Hay una inversión millonaria del SOMU en los campos que no tiene ningún sentido y se está investigando además si parte de ella no se destinó también al campo de Vissani.

- ¿Cómo sigue la intervención?

- A siete meses de que se dispuso la intervención, aún hay seccionales en las que no pudimos ingresar porque hay gente de Suárez atrincherada allí. Son las sedes de Rosario, Santa Fe, Colón, Barranqueras y Posadas; toda la región noreste que es en la que más influía su gente. Sin dudas que estamos luchando contra toda una mafia y una forma de hacer sindicalismo que no queremos en la Argentina.

- Además de las amenazas de muerte ¿con qué otras cuestiones se topó?

- Hace poco hemos abierto una nueva causa por entorpecimiento a la investigación judicial. Detectamos que a través de un programa de control remoto nos vaciaron de información las computadoras. Además se han robado archivos que estaban en una empresa que almacena información. También es frecuente la desobediencia judicial no solo porque están impidiendo la intervención de las seccionales sino también porque siguen presentándose como delegados cuando están suspendidos en sus funciones.

- ¿Cómo le gustaría terminar este proceso?

Que la Justicia actúe en base a toda la información que pudimos recopilar, pero también confiamos en entregar a los trabajadores, elegidos de manera transparente y democrática, un sindicato saneado, en condiciones para que los afiliados puedan tener muchos más y mejores servicios.

Comentá la nota