Complacientes: El aumento no conformó pero gremios municipales "seguirá esperando" tranquilos

Complacientes: El aumento no conformó pero gremios municipales "seguirá esperando" tranquilos
Algún día tenían que estar de acuerdo los gremialistas del oficialismo y de la oposición en la Asociación de Obreros y Empleados Municipales (AOEM) de Capital. Tanto que ninguno de las dos listas tomarán medidas de acción más contundente y ya eligieron "seguir esperando". Connivencia o conveniencia personal, por sobre el reclamo colectivo que perjudica el bolsillo?
Ayer, unos y otros aseguraron que la mejora salarial anunciada para los trabajadores de la Comuna es insuficiente. Los dos se quedaron en la "publicidad de su disconformidad". Nada más.

El lunes por la tarde, funcionarios capitalinos -con la ausencia notoria del intendente que prefirió perderse- anunciaron el incremento salarial miserable para los trabajadores municipales que en promedio será del 11,5%.

El anunció dejó en claro que una cosa son los funcionarios blancos y otra totalmente el "negrerio de trabajadores". La discriminación con el aumento de 100,32% que se otorgaron los "funcionarios" de Camau por resolución número 824 del año 2011, es una muestra discriminatoria clara y concreta hacia el laburante que para el "nuevo feudo" son peones de estancia.

Lo que para los funcionarios de Camau son "una mejora", también alcanzaría a los trabajadores precarizados del programa “Neike Chamigo” con UNA SUBA DE 70 PESOS.

Tal mejora finalmente no pudo ser acordada en la Mesa de Relaciones Laborales porque el planteo de los funcionarios municipales no satisfizo las expectativas de los sindicalistas de la AOEM que integran este órgano de consulta y debate, aunque pactaron no realizar ningún tipo de acción que perjudique la pésima administración de los recursos millonarios de la mondacipalidad.

Para justificar tamaño regateo, los funcionarios municipales intentaron culpar a las mermas de coparticipación, aunque esa maniobra fue rápidamente desmentida por la provincia cuando plasmaron que en éstos dos años la municipalidad recibió 60 MILLONES más que en los últimos CUATRO.

La oscuridad se mantiene sin embargo en los MILLONES que ingresan desde la Nación sin ningún tipo de control interno ni mucho menos externo.

Tan real -ésto último- como la vergüenza que intentaron calmar con el supuesto aumento de salarios anunciado en las últimas horas.

Comentá la nota