ATE: la comuna de Trenel tiene 50 empleados en negro

Dirigentes gremiales de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), seccional General Pico, salieron a denunciar que la Municipalidad de Trenel tiene "50 trabajadores en negro", que cumplen diferentes tareas en la comuna y que reciben su paga de manera semanal en efectivo, sin comprobante alguno por su trabajo.
Gustavo Timm y Sergio Palacios, aseguraron que como representantes de ATE defienden tanto a los empleados de planta como aquellos que están en "negro" y pusieron de manifiesto la grave irregularidad que ocurre en el municipio trenelense y que se replica en otras intendencias del norte pampeano. "Cuanto más chica la municipalidad más empleados en negro tienen", afirmó Timm.

El gremialista aseguró que en la recorrida realizada por diferentes localidades se encontraron con la enorme cantidad de "empleados en negro" que tiene la Municipalidad de Trenel. Tras detectar la llamativa modalidad de contratación implementada por el intendente justicialista, Juan Antonio Silva, los sindicalistas se reunieron con el jefe comunal para saber de la situación.

Entre los afectados por este retrógrado método laboral figura un empleado vinculado a la recolección de residuos, Kevin Pereyra, que según explicaron los representantes de ATE hace "ocho años que está en negro, no tiene seguro, no cobra trabajo insalubre y hasta no tiene vacaciones". Además, a pesar de lo riesgoso para la salud, tampoco el trabajador recibe vestimenta adecuada para cumplir su labor. Los gremialistas agregaron que tampoco se realizan controles psicofísicos, que se deben hacer cada un año.

"Hemos pedido una Conciliación Obligatoria pero hasta ahora no hemos tenido ninguna respuesta por parte del intendente Silva", dijo Timm. Los gremialistas adelantaron que se presentarían de nuevo en Relaciones Laborales para insistir con la Conciliación Obligatoria, y exigir que se regularice la situación laboral de Pereyra.

Respuesta negativa.

El trabajador afectado a la recolección de residuos está cumpliendo con su labor de manera normal y a pesar de los reclamos de ser incorporado de manera legal a la municipalidad, la respuesta del Ejecutivo comunal ha sido negativa. Timm explicó que Kevin Pereyra hasta sufrió días de descuento en la paga semanal a pesar que estaba enfermo.

"Exigimos que se lo nombre o el pase a planta permanente", dijo Timm. El representante de ATE detalló que el medio centenar de personas que trabaja en similares condiciones cobra por semana. Reciben el dinero en mano y firman una planilla de conformidad. Al trabajador no le queda registro de su trabajo como tampoco existen datos sobre la entrada y salida del personal al cumplir con esas labores.

El trabajo a jornal, sin ningún tipo de registro, es una modalidad que suelen usar los intendentes. De esta manera de canalizan las promesas de campaña y se mantiene cautivo el clientelismo político.

En su defensa, los intendentes que aplican este sistema aseguran que "generan trabajo" en el pueblo. Pero estas afirmaciones dejan al descubierto la falta de propuestas y de ideas para tener un mercado laboral real o poner esfuerzos y para generación de trabajo genuino.

Comentá la nota