La UTA confirmó que el 10 de abril no habrá colectivos

La UTA confirmó que el 10 de abril no habrá colectivos
El gremio se suma al paro convocado por las CGT que lideran Moyano y Barrionuevo, en contra de la política económica del Gobierno. Incluye los servicios urbano y de corta, media y larga distancia.

Tras largas discusiones, Hugo Moyano y Luis Barrionuevo lograron ponerse de acuerdo y lanzaron un paro nacional conjunto de las CGT (Confederación General del Trabajo) Azopardo y Azul y Blanca para el próximo 10 de abril. Con la adhesión de camioneros, gastronómicos, petroleros, judiciales, panaderos, aeroportuarios, estacioneros y portuarios, entre otros, los sindicalistas confían en lograr “parar el país para protestar contra la política económica del Gobierno Nacional”.

Miguel Arce, secretario de Prensa de la Unión Tranviaria Automotor (UTA) delegación Santa Fe confirmó a Diario UNO que el sector al que representa se adherirá al cese de actividades promovido por las CGT, y además cuenta con el aval de otros gremios como la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA) que encabeza Pablo Micheli.

“El consejo directivo nacional y el secretario general de la UTA, Roberto Fernández, se reunió con Moyano y acordaron junto reclamar y como no tuvieron respuesta decidieron hacer este paro el 10 de abril”, explicó Arce a Diario UNO. En este sentido, en lo que respecta al transporte, la medida va a afectar a más de 70 mil trabajadores de todo el país.

“Estamos hablando del servicio de corta, media y larga distancia; y obviamente la ciudad se quedará sin el servicio urbano”, indicó el dirigente. Al momento de justificar la medida, señaló que “hay cosas que las venimos reclamando desde hace mucho tiempo, entendemos que no tiene que haber un impuesto al trabajo, el tema de la jubilación, de la inseguridad. Son varios puntos que venimos reclamando y no tenemos respuestas”, explicó Miguel Arce. Otras adhesiones

Al paro también se sumaron los gremios de los pilotos, técnicos y personal jerárquico, por lo que estarán afectados todos los vuelos de cabotaje. También se prevé que no haya recolección de residuos porque el servicio depende del gremio de camioneros. Asimismo, habrá que consultar a la hora de cargar combustible porque tampoco habría estaciones de servicio y podría afectar el suministro de gas, porque se suma al paro el sindicato de gas y petróleo. En los hospitales públicos en los que ATE tiene influencia no trabajarán sus afiliados.

Por otro lado, no habrá bancos en todo el país por este paro general de 24 horas. Los camioneros paralizarán los camiones de caudales, tal como sucederá con el abastecimiento en los supermercados. Los motivos de la protesta

Cuando se anunció el paro, se descartó realizar una movilización a la Plaza de Mayo como se deslizó en algún momento. El motivo es porque consideraron que era una jugada de alto riesgo político: se analizó que les podía ir muy bien con la huelga y después terminar opacándola con un acto de pobre asistencia. En las calles de Buenos Aires ya se empezaron a ver los afiches y ya se escuchan spots televisivos y radiales convocando al paro y explicando sus razones.

En uno hay una imagen de un hombre mayor con gorra y bastón acompañada del texto: “Los trabajadores decimos basta. Contra la inseguridad, contra el ajuste, contra la inflación, paro general 10 de abril”. Otro tiene la foto de una nena con la leyenda: “Por un futuro mejor”. El tercero solo lleva el logo de la CGT y exige “paritarias libres”.

Aunque no aparecen en los afiches, las razones por las que van al paro son más. También reclaman un ajuste de emergencia en los haberes jubilatorios, que el Estado cancele su millonaria deuda con las obras sociales sindicales. También protestarán contra la inseguridad y el narcotráfico.

Comentá la nota