Conflicto laboral paraliza obra municipal en Güemes:

Conflicto laboral paraliza obra municipal en Güemes:
UOCRA: descontento con la empresa, el municipio y la Policía. A raíz de un conflicto en una obra de barrio Güemes, UOCRA salió a manifestar su descontento no sólo con la empresa, sino con el municipio y la Policía, ya que indicaron que dos obreros fueron detenidos por disturbios que la organización niega. Desde la empresa adviertieron que la documentación solicitada ya fue preparada para remitir al Ministerio de Trabajo.
Una obra de cordón cuneta en barrio Güemes parmanece paralizada desde la tarde del jueves. Desde UOCRA indicaron ayer, en conferencia de prensa, que el parate en los trabajos obedece a una situación de conflicto laboral entre el gremio y la empresa que ejecuta la obra, Vialme S.A. Pero además manifestaron descontento contra el municipio, que contrató la obra, y contra las fuerzas policiales, ya que -según aseveran- dos empleados habrían sido “detenidos” por presuntos disturbios que la organización gremial negó rotundamente.

“Fuimos a hacer un control a una obra donde la semana pasada habían sido despedidos dos compañeros, y creemos que fue una represalia a partir de que 10 días atrás habíamos iniciado el control y habíamos pedido documentación a la empresa: documentación que nunca nos presentaron. A raíz de los despidos y del incumplimiento de medidas de seguridad e higiene, procedimos a parar la obra”, explicó ayer Raúl Rivero, secretario de Finanzas de UOCRA seccional San Nicolás.

También denunció que “los compañeros no tenían baño, dispenser de agua ni comedor, cuando la Ley les marca bien lo que tienen que hacer; no es necesario que nosotros tengamos que andar haciendo siempre hincapié en las condiciones de trabajo de los compañeros”.

Por su parte, Juan Rebuffo, secretario de Organización de UOCRA San Nicolás se refirió a los hechos registrados el jueves en barrio Güemes. “Cuando llegamos a la obra, que ya estaba parada, llegó un patrullero y se bajó un oficial a hablar conmigo. Me dijo que había una denuncia por disturbios. Pero no había ningún tipo de disturbio: estábamos haciendo un reclamo en defensa de nuestros compañeros, habiendo tomado la decisión de parar. El oficial se fue a barrio Somisa, donde funciona la Comisaría Segunda. Después volvieron y se llevaron detenidos a dos compañeros nuestros, sin motivo: porque en ningún momento hicimos ningún disturbio. Sólo estábamos reclamando lo que le corresponde a los compañeros”, señaló Rebuffo.

En este sentido, Rivero advirtió que “nos parece que la Policía procedió muy mal”. Y también recordó que Vialme “es una empresa contratada por el municipio; no es una obra privada”; y expresó en este sentido que “me gustaría saber si el Intendente está al tanto de estas cuestiones”.

“Todos los papeles”

Tras el planteo público de UOCRA, EL NORTE se contactó con la empresa Vialme, radicada en Tortuguitas. Desde allí explicaron que el seguimiento técnico de la obra está a cargo de la firma nicoleña Prez S.A.

“A la vista de ustedes, tengo en mano la carpeta que contiene todo lo que requiere una obra: las altas tempranas, el programa de seguridad e higiene, recibos de sueldos, aportes, los pagos de los 931 y demás. Por lo demás, se trata de una obra ambulante. Si fuese una obra fija, la situación cambiaría en cuanto a la disponibilidad de un comedor y duchas. Ellos dicen que no hay baño, pero hay dos baños químicos para las 13 personas que están trabajando”, comentó a EL NORTE, Salvador Melía, referente de Prez y responsable de la obra paralizada en barrio Güemes, mientras exhibía la carpeta con la documentación exigida por el gremio, y que -adelantó- será presentada este lunes a primera hora ante la delegación local del Ministerio de Trabajo.

En cuanto a la intervención policial que se dio en la obra ya paralizada, Melía explicó que él mismo hizo una presentación ante Fiscalía para que quedase asentado que la obra estaba paralizada. “Yo tengo que denunciar los hechos para no tener inconvenientes con los plazos comprometidos. Teníamos que cubrirnos”, sostuvo el representante de Prez S.A., cuya versión de los hechos difiere de la planteada por UOCRA: “La Policía no se llevó a nadie detenido. Se limitó a cumplir una orden de Fiscalía, que consistió en llevar a dos testigos de UOCRA y un testigo de nuestra empresa. Los hicieron declarar y luego volvieron a la obra”.

Por lo demás, Melía refirió que la documentación concerniente a la obra fue solicitada en dos oportunidades: una por UOCRA San Nicolás, otra por UOCRA Ramallo; y observó que “es algo que llama poderosamente la atención, pero no entendemos ni nos queremos inmiscuir en cuestiones sindicales”.

Comentá la nota