Congelan los subsidios y temen aumento de tarifas

Congelan los subsidios y temen aumento de tarifas
Las paritarias que se abrirán en diciembre entre la UTA y las empresas podrían repercutir en el costo.
La tarifa de los transportes públicos corren riesgo de modificarse a partir del próximo año ya que Nación no aumentará la sumas de subsidios para las empresas que brindan el servicio. Las paritarias que se abrirán en diciembre entre la Unión Tranviarios Automotor (UTA) y las empresas prestatarias de los servicios podrían repercutir en la tarifa.

El Ministerio de Interior y Transporte de la Nación emitió la Resolución 422/2012 donde establece el congelamiento de todos los subsidios a las empresas de transporte de pasajeros desde junio de este año. Desde 2001 hasta esa fecha, los aumentos salariales se ajustaban al subsidio que Nación distribuía entre las empresas prestatarias del servicio.

Como hay tres cuotas de aumentos salariales que deben pagarse a los agremiados a UTA antes de fin de año y con una inminente apertura de paritarias en diciembre, el gremio convocó ayer a una reunión con las empresas prestatarias del servicio y representantes de varios municipios y de la Provincia.

"Esta situación nos devuelve a como estábamos antes de los subsidios nacionales, tendremos que volver a aplicar esos mecanismos. La UTA está preocupada y quería adelantar trabajo para que, cuando llegue el momento de readecuar costos estén las vías de diálogo aceitadas entre las partes", explicó el director Provincial de Transporte, Luis De Brida.

El subsecretario de Servicios Públicos Concesionados del Municipio, Fernando Palladino, afirmó que "no hay peligro de aumento de tarifas, por el momento". El funcionario informó que cada empresa concesionaria de servicios públicos de pasajeros deberá enviar al Ministerio de Interior y Transporte un cálculo de costos. La cartera nacional analizará si es necesario un subsidio mayor al que se entrega ahora.

Desde la UTA, Rubén Flores manifestó en declaraciones a LU5 AM600 que convocaron a la reunión de ayer "para no llegar a medidas de fuerza" si en un futuro los aumentos que se acuerden en paritarias no se cobrados por los trabajadores.

Sueldos

Los choferes agremiados a UTA acordaron meses atrás cuatro cuotas de 500 pesos en estos últimos meses del año, la primera en octubre, que aún no la cobraron. Como normalmente los aumentos salariales se adaptaban al subsidio, con el congelamiento de éstos, los nuevos arreglos deberán ser absorbidos por la empresa.

"Hay dos caminos, o se subvenciona desde el poder concesionario o se lleva esa diferencia a la tarifa", explicó De Brida. En la reunión de ayer no se planteó eso todavía y el funcionario provincial cree que debe analizarse cada caso en particular "porque las realidades son diferentes en cada lugar de la provincia". No descartó que la provincia y algún municipio en especial puedan arreglar cubrir una parte de los futuros aumentos.

"La relación con cada personal lo tienen las empresas, son ellas las que deben hacerse cargo si hay nuevos aumentos salariales. De todas formas estamos trabajando con anterioridad para no trasladarle al usuario el problema", agregó el director Provincial de Transporte. La próxima reunión es mañana.

Comentá la nota