Continúa el reclamo por la reincorporación

En una conferencia de prensa realizada ayer en la mañana, autoridades del Sindicato de Luz y Fuerza de Zárate volvieron a denunciar persecución gremial por parte del Consejo de Administración de la Cooperativa de Electricidad (CEZ) ya que, además de los dos despidos por los cuales se encuentran en plan de lucha desde el mes pasado, tras recibir el apoyo unánime del Concejo Deliberante todos los afiliados al sindicato recibieron telegramas que consideran “intimidatorios”.
También hicieron referencia a las condiciones laborales en las que trabajan, sostienen que la precariedad e inseguridad en la que desarrollan sus actividades los trabajadores fueron factores desencadenantes de la muerte de un operario en febrero pasado.

“Hay dos realidades distintas puertas adentro y puertas afuera de la Cooperativa”, dijo el secretario general del gremio a nivel local, Jorge Tálamo. “Tenemos que lamentar el despido de dos personas por una persecución sindical, un ataque frontal a la libertad de agremiación reconocida por la Constitución, eso es un hecho grave”, agregó.

La asamblea de afiliados aprobó e implementó medidas de fuerza consistentes en paros de cuatro horas por turnos por tiempo indeterminado, hasta lograr la reincorporación de los dos trabajadores cesantes por, según sostienen, haberse afiliado a ese sindicato luego de soportar condiciones de trabajo que no correspondían a su profesión, encuadre convencional y que, además, descuidaban considerable las condiciones de seguridad en el trabajo.

“Es grave que alguien pierda el trabajo, pero que se pierda por persecución sindical en una cooperativa se torna más grave porque se supone que una cooperativa se rige por principios de solidaridad”, dijo Tálamo, “esta cooperativa perdió su esencia al perder la solidaridad”.

El conflicto continúa, la CEZ declinó en la instancia administrativa lo que significa que deja abierta la puerta a la judicialización y aunque desde el gremio aún no se quiere profundizar en las medidas de fuerza, por el momento, apelarán a todos los recursos posibles para alcanzar la restitución de los dos trabajadores.

“Vamos a seguir porque hay principios que son irrenunciables, la dignidad no se negocia y en ese sentido vamos a continuar con esta lucha”, expresó Tálamo.

Por otra parte, aunque confesaron que les sorprendió, resaltaron el apoyo del vicepresidente de la CEZ en uso de licencia, Renato López, en el Concejo Deliberante, así como también de todo el bloque político que integra y el resto del Cuerpo.

Sin embargo, señalan que les resultó llamativo que inmediatamente después de sancionada la resolución en respaldo a los trabajadores, a los afiliados del gremio comenzaron a llegarles telegramas en los que se solicitaba el esclarecimiento de situación laboral de cada uno. Decenas fueron emitidas.

“Fue importante aunque no lo esperábamos”, dijo Tálamo sobre el voto de López, “algo está pasando dentro del seno de Cooperativa”.

Comentá la nota