Cortalezzi no tuvo colaboración para cubrir las pintadas de La Bancaria

 Cortalezzi no tuvo colaboración para cubrir las pintadas de La Bancaria
El flamante interventor de la Caja Popular de Ahorros (CPA), Armando Cortalezzi, parece decidido a generar impacto entre el personal de la entidad y ayer demostró cuál es el rumbo que pretende darle a su gestión.
El flamante interventor de la Caja Popular de Ahorros (CPA), Armando Cortalezzi, parece decidido a generar impacto entre el personal de la entidad y ayer demostró cuál es el rumbo que pretende darle a su gestión.

En su segundo día en el cargo, a media mañana, el funcionario alperovista bajó desde su despacho a la planta baja y se dirigió hasta el sector de cajas, sobre calle 25 de Mayo al 100. Para sorpresa de los empleados, a viva voz, “Cacho” Cortalezzi reclamó la asistencia de "voluntarios para blanquear las paredes" del frente de la entidad, que en los últimos días habían sido blanco de pintadas por parte de la Asociación Bancaria (AB) en señal de protesta por la cesión de 170 millones de pesos de la CPA al Gobierno. El pedido del interventor recibió como respuesta un incómodo silencio por parte de los trabajadores.

Ante la insistencia del nuevo jefe, una de las empleadas, que trabaja como cajera, le comentó que ese tipo de tarea no era para una mujer. "Además, para realizar ese tipo de trabajos la Caja cuenta con un área encargada de mantenimiento y limpieza", se animó a contestarle otra trabajadora de la entidad crediticia, según relató a EL SIGLO una persona que fue testigo privilegiado del curioso episodio.

Al ver que no encontraría colaboradores, Cortalezzi le pidió a un policía que le sostenga el saco, se arremangó la camisa, agarró un tarro de pintura y una brocha y él mismo se puso a tapar las pintadas que realizó el gremio bancario en las blancas paredes de la CPA sobre calle 25 de mayo al 100.

"Intentó convencer a empleados de la Institución a que lo 'acompañaran' a, según sus palabras 'pintar su casa'. Como no tuvo eco, salió por la entrada de calle 25 de Mayo a mal pintarla sólo. Luego de un breve y frustrado intento y tras dejar las paredes peor que antes. Abandonó. Evidentemente no es su casa. La Caja es del pueblo de Tucumán", ironizó el dirigente de la AB Rubén Moisello.

"Es un orgullo para el NOA"

Por su parte, Cortalezzi aseguró ayer que la institución goza de buena salud financiera y consideró que "es un orgullo para el NOA". En este sentido, les pidió a los clientes de la CPA que "sigan confiando, es el ente más seguro que hay.".

Respecto a las pintadas que la AB realizó en el frente de la entidad, dijo que "los chicos de La Bancaria son pequeñitos, amenazando de esa manera". Si bien admitió que "ese patoterismo me puso nervioso", reiteró que "de ningún modo me van a amedrentar, están equivocados", enfatizó.

Por otro lado ratificó que no habrá despidos de personal ni persecución política por parte de los nuevos funcionarios, aunque advirtió que la parte gerencial sufrirá modificaciones. "No se va a despedir a nadie ni se va a perseguir a nadie". "Muchos creían que iba a ser un interventor que estaría en su despacho mirando la paredes, pero yo quiero conocer los nombres de los empleados, porque somos una familia y entre todos tenemos que solucionar los problemas" de la CPA, afirmó.

Comentá la nota