Corte de ruta: Romperán el asfalto si no son escuchados

Corte de ruta: Romperán el asfalto si no son escuchados
Un grupo de aborígenes de la comunidad Riacho de Oro, ubicada en el Departamento Patiño, están hace tres semanas y media realizando un corte sobre la ruta Nacional Nº 95, con el tiempo decidieron ir endureciendo la medida con el fin de ser escuchados por las autoridades. Piden viviendas y ahora amenazan con romper el asfalto con “picos y palas”, el plazo sería hasta el día domingo.
El cacique de la comunidad, Valentín Suarez, accedió a dialogar con Radio Uno y El Comercial: “En primer lugar cortamos media calzada por esta cuestión de la realización de las viviendas. La Licenciada Granada tuvo una conversación con el Intendente y este último quería acaparar la distribución de las viviendas Reclamamos que se hagan esos trabajos y se haga una distribución como era anteriormente”, dijo refiriéndose a una asamblea de la comunidad aborigen que sería reemplazada por una distribución a los punteros políticos según denunció el entrevistado.

Seguidamente Suarez reiteró que “estamos reclamando la ejecución de esas viviendas y la distribución así como hacíamos antes, la distribución se hace por medio de la asamblea de la comunidad, lo que el Intendente era darle a sus punteros para que repartan”.

“Las viviendas se lograron a través nuestro como representantes de la comunidad. Hubo un buen diálogo con el IPV pero lamentablemente hubo una maniobra en el medio”, denunció el cacique que confirmó además que no se descarta un recrudecimiento de las medidas que están tomando los aborígenes sobre la ruta Nacional 95.

Por otra parte, comentó que “tenemos una escuela toda construida y quedó pendiente la respuesta, que se tiene que designar personal, hasta el momento no hay repuestas favorables, dicen que desde el gobierno no nos van a dar una respuesta y que podemos quedarnos acá los meses que queramos”, luego siguió añadiendo: “Quedó pendiente la respuesta sobre el personal de servicio y un maestro mema para la creación de la sala de 4 años que se está construyendo” y sostuvo que hasta el momento no hay respuestas oficiales favorables de manera oficial aunque indicó que hay asistentes de funcionarios del gobierno provincial hablan con ellos: “Asesores nos dijeron que no vendrá nadie del gobierno y que nos podíamos quedar los meses que queramos que ninguna funcionario va a llegar a hablar con nosotros”.

“Por ese motivo estamos cortando el tránsito de los dos carriles directamente con pacas y pilos, vamos a hacer una zanja cortando. Vamos a hacer una excavación”, lanzó.

Valentín confirmó que desde mañana esperaran unas 48 horas para endurecer la medida: “Directamente con pala y con pico hacer una zanja, estamos hablando de excavación en la ruta para que nos atiendan o nos entierren en ese pozo. Ya nos cansamos”.

“Creo que es el estado el que debe responder, tanto a nivel nacional como provincial. Los primeros en venir son de la policía que informan a los gobernantes y hasta el Ministro de Gobierno sabe lo que pasa acá”, dijo.

“Siempre nos dicen que cortar es un delito federal y toda la sociedad lo entiende así si hacemos la excavación pero nunca se mira al gobierno cuando viola un derechos y nos atropella y avasalla”, prosiguió Suarez que advirtió que espera llevar la protesta hasta poder contar con una solución por parte del estado provincial.

Consultado sobre si las promesas oficiales ante cada protesta que se lleva allí desde hace varios años, dijo: “La última vez que dialogamos, fue en marzo. Privamos de entrar a los docentes para que responda el pedido de la designación de personal zonal. El gobierno respondió con un desalojo y nosotros hemos insistido cortando y los reclamos fueron respondidos de manera escrita pero no hay concreciones”, sostuvo.

“No hay voluntad política para cumplir con la comunidad. No había sala de primeros auxilios, ni escuela, ni agua potable. Ahora quedan pendientes muchas de esas cosas. El agua se cumplió en un 40% y lo que hay no se puede consumir”, denunció mientras expresaba que la protesta se iniciaría el domingo en caso de no haber respuestas.

“Desde mañana esperamos 48 horas más hasta el domingo”, cerró.

Comentá la nota