Se cumplió una semana con las barreras levantadas

Los empleados anunciaron que no van a claudicar con el pedido.
“No hay disposición por parte de la empresa para dialogar con nosotros. Ya intentamos pero no queda más que esperar que ellos nos llamen y nos comuniquen cuál es la medida que tomaron”, dijo a El Tribuno una de las cajeras de Aunor, que estaba parada al costado de la ruta, junto al resto de los manifestantes, mientras esperaban una respuesta por parte de la empresa.

El conflicto todavía continúa, y no hubo respuestas de Aunor, más allá de que ya pasó una semana desde que reclaman, con las barreras levantadas, el traspaso del Sindicato de Comercio al Sindicato Unido de Trabajadores de Peaje y Afines, y un aumento en los salarios percibidos por los cajeros y por quienes realizan el mantenimiento de la ruta.

“No vamos a claudicar y vamos a insistir en la libertad sindical. El aumento que pedimos está sujeto a lo que la compañía exprese que puede dar”, comentó un manifestante.

“Nos sacaron el transporte que diariamente nos trae hasta aquí, o sea que además de estar en el frío todo el día tenemos que movernos con nuestro propios medios”, dijo una cajera que hace 11 años trabaja para Aunor.

Tarifa

La empresa le manifestó al Gobierno de la Provincia la necesidad de incrementar el cuadro tarifario y llevarlo a $4 o a $4,50, pero la propuesta fue rechazada, dado que se consideró que el aumento generaría impacto en el bolsillo de los que diariamente ingresan y egresan de la ciudad.

El Ejecutivo informó que apuesta a una suba paulatina pero que por el momento no supere los $3.

Comentá la nota