El STM desmintió el comunicado del gobierno en cuanto a la propuesta salarial

El STM desmintió el comunicado del gobierno en cuanto a la propuesta salarial

Con las actas en la mano que sintetizan lo charlado en las distintas reuniones en el Ministerio de Trabajo, el gremio de Enrique Peñalba denunció que el Ejecutivo tuvo mala fe en difundir un escrito que no se condice con la propuesta acercada a los sindicatos. “Si el intendente está dispuesto a pagar lo que difundieron ayer, nuestro sindicato seguramente estará en condiciones de aceptar la propuesta”, dijeron.

Esta mañana, el Sindicato de Trabajadores Municipales (STM) brindó una conferencia de prensa con la intención de desmentir la información que el gobierno municipal difundió ayer en torno a la negociación salarial. Con las actas de las distintas reuniones llevadas a cabo en el Ministerio de Trabajo como prueba irrefutable, los dirigentes sindicales hablaron de mala fe de parte del Ejecutivo al difundir un comunicado a todos los vecinos donde se expresen detalles de la propuesta salarial con varias inexactitudes. De todos modos, dejaron en claro que si finalmente el gobierno oficializa lo expresado en el comunicado, el STM estaría dispuesto a lograr un acuerdo.

Juan Pablo Roldán, secretario adjunto del gremio, explicó que "el comunicado que emitió la Municipalidad tiene verdades a medias, y una verdad a medias es una mentira". Para Roldán, la intención del gobierno constituye "un mecanismo para ponernos a nosotros en contra de la comunidad, echándonos la culpa de cómo se prestan los servicios".

De cara al paro decretado a partir del lunes, Roldan dijo que "en el comunicado, la Municipalidad habla del peligro que tiene la prestación de servicios públicos, pero en realidad no corre ningún riesgo". Aclaró que la medida de fuerza contempla "mantener las guardias" en los servicios esenciales.

"El gobierno habla de intransigencia de los gremios y explica que nosotros pedimos un 70 por ciento de aumento. Nosotros estamos hablando de un acuerdo que vaya del 35 al 40 por ciento, como parte de una negociación. Del 70 por ciento bajamos al 40, con lo cual queda a las claras que no existe intransigencia de parte nuestra. También es cierto que el gobierno inició la conversación ofreciéndonos un 5 por ciento y tratándonos a todos los municipales de locos, con una agresión expresa que se manifestó en EL CIVISMO por parte del secretario de Economía", dijo Roldán y aclaró que la diferencia entre las partes ya no está puesta en el porcentaje sino en los plazos para que se hagan efectivos. 

En cuanto a lo que el gobierno dice que ofreció a los gremios y lo que realmente consta en las distintas instancias de negociaciones, Roldán explicó: "Es cierto que hay un retroactivo de un 5 por ciento a pagar desde enero, que recién en junio se incrementa en un 30 por ciento y en septiembre se llega a un 35. Lo que no dice el comunicado es la forma de pago. La Municipalidad ofrece pagar un 20 por ciento no remunerativo y un 10 remunerativo. Lo que nosotros pedimos es que eso pase al básico. Si la oferta es como la que el Municipio le plantea a la sociedad –un 30 por ciento en junio al básico y un 5 más en septiembre, más un 5 por ciento en el presentismo, más la antigüedad, más el bono navideño- nosotros la aceptamos. Pero esa propuesta que le plantea a la sociedad, no es la que nos ofreció a los trabajadores. En realidad ofrecen estos porcentajes en forma no remunerativa, escalonada y recién en diciembre tendríamos el 30 por ciento de aumento en el básico. Nosotros no estamos dispuestos a esperar tanto", agregó.

Aclararon, además, que durante las negociaciones el Ejecutivo expresó la imposibilidad de incrementar el presentismo en un 5 por ciento, algo que en el comunicado aparece mágicamente incluido en la oferta.

Roldan también cuestionó el tono que tuvo el comunicado gubernamental difundido ayer. Al respecto, dijo que "el Municipio declaró que nuestro reclamo es una medida injustificada, salvaje y dañina". Ante eso, "a nosotros nos da pena que sean las autoridades del Municipio las que sigan considerando a los trabajadores como salvajes, en el mismo marco de las declaraciones que hizo el contador Cabrera tratándonos de locos. Es una agresión que está fuera de lugar y que intenta embarrar la cancha para no lograr un acuerdo".

El lunes, cuando comience el paro, habrá una reunión en la ciudad de La Plata: "No le vemos ningún sentido tener que ir a La Plata, las soluciones están acá. Me parece que se busca apretarnos, y es un error, pero no será ni la primera ni la última vez que vamos a ir".

Por su parte, el secretario general del STM, Enrique Péñalba, dijo que "si nos molestaron las palabras de Cabrera, nos duele muchísimo que el gobierno ahora trate a los trabajadores municipales de dañinos y salvajes".

"Si el intendente tiene la buena fe de que está dispuesto a pagar lo que difundieron ayer, nuestro sindicato seguramente estará en condiciones de aceptar la propuesta. Los funcionarios le han mentido al intendente con las propuestas que nos hicieron, en las actas del Ministerio no figura esa propuesta", insistió. 

Comentá la nota