Duro comunicado de Adepa contra el bloqueo al reparto de diarios

La Asociación de Entidades Periodísticas Argentinas dijo que la medida realizada por ‘canillitas’ representa “un gravísimo atentado al derecho de informarse”.
La Asociación de Entidades Periodísticas Argentinas (ADEPA) denunció hoy que el bloqueo realizado por ‘canillitas’ contra las plantas de La Nación y Clarín, además de la no distribución de diarios representa un “nuevo dique a la libertad de expresión”.

“Los bloqueos que impidieron la circulación de diarios de Capital Federal, en la madrugada de hoy, constituyen un gravísimo atentado al derecho de los ciudadanos a informarse por las fuentes que eligen”, señaló la entidad.

En un comunicado, consideró que el bloqueo representa “un delito penal que afecta una libertad esencial del orden constitucional, una premisa ineludible del sistema democrático”.

“Estas medidas de acción directa registran numerosos antecedentes en nuestro país. El año pasado hubo cinco bloqueos a diarios. Esta es la segunda vez, en los últimos tres meses, en que se lleva a cabo un avasallamiento que ha sido condenado categóricamente por la Justicia, la que ratificó que el derecho a manifestarse debe subordinarse a la libertad de prensa”, planteó.

Adepa sostuvo que los miembros del Sindicato de Vendedores de Diarios y Revistas, que “exigen a las empresas periodísticas un porcentaje mayor en las ventas, desconocieron los pronunciamientos judiciales y las disposiciones legales”.

“Ante esta circunstancia, las autoridades competentes y las fuerzas policiales deben garantizarles a las empresas y a los lectores afectados la protección de los derechos que han sido vulnerados. Sin embargo, al igual que en casos anteriores, la reacción frente al atropello fue la inacción policial y el silencio de las autoridades”, criticó.

En este sentido, subrayó que “todo gobierno democrático no sólo debe abstenerse de agredir a la prensa cuando no le agradan sus críticas. También debe evitar que otros lo hagan”. En cuanto a los 'canillitas', la entidad pidió que “revean una actitud que, además de chocar con principios institucionales básicos, conspira contra la viabilidad de sus fuentes de ingreso en un contexto particularmente complejo para la industria periodística”.

Comentá la nota