Elección de petroleros terminó en escándalo

Elección de petroleros terminó en escándalo
El Ministerio de Trabajo de la Nación notificó formalmente ayer que la Lista Azul que encabezaba Claudio Vidal fue la ganadora de las elecciones el Sindicato Petrolero de Santa Cruz y que hay un plazo de 72 horas para presentar impugnaciones. De hecho, referentes de otras listas anticiparon que denunciarán “fraude electoral” ante la Justicia Federal por “una sucesión de irregularidades” en el comicio del miércoles.
El disgusto entre dirigentes y adherentes de listas opositoras fue de tal magnitud que hasta profirieron fuertes insultos a la viceministro de la cartera nacional laboral, Noemí Rial, cuando alrededor de las 13:30 se retiró del edificio central del gremio fuertemente custodiada por efectivos de la Prefectura Naval.

En ese mismo momento, el principal referente del órgano electoral y funcionario del mismo Ministerio, Jorge Stopiello, daba a conocer en rueda de prensa los resultados oficiales de las elecciones que se realizaron el miércoles en Caleta Olivia, Pico Truncado, Las Heras y Río Gallegos, habiendo participado 5.828 afiliados de los 6.147 habilitados, es decir el 87% del padrón.

El escrutinio indicó que el postulado a secretario general Claudio Vidal (Lista Azul) obtuvo 1.233 votos, seguido de Juan Carbajal (Lista Verde) 1.164.

El tercer lugar lo ocupó Juan Barrientos (Azul y Blanca) con 945 votos; cuarto se ubicó Abel Siuffi (Celeste) con 765 votos; quinto Vicente Romero (Naranja) con 405 votos, sexto Roberto Ahumada (Blanca) con 279 votos; séptimo Rubén Retamozo (Celeste y Blanca) con 245 votos, octavo Gabriel Moreno (Amarilla) con 147 votos y noveno Luis Cárdenas (Gris) con 110 votos.

La diferencia de apenas 69 votos entre el primero y segundo hizo que los opositores, sobre todo del referente de la Lista Verde, “Toja” Carabajal, el asesor letrado Marcelo Fernández, fiscales y numerosos adherentes, anunciaran que solicitarán la impugnación de las dos mesas habilitadas en Río Gallegos y que incluso denunciarán “fraude electoral” ante la Justicia Federal.

Esta postura también fue asumida por referentes de otras listas, como la de Juan Barrientos y la de Luis Cárdenas, quienes también acordaron realizar para las últimas horas de la tarde de ayer una manifestación de protesta en la plazoleta del Gorosito, para luego marchar hacia la sede central del sindicato.

Los opositores denunciaron públicamente que en Río Gallegos votaron afiliados a otro gremio (el denominado Cuenca Austral) que creó Marcelo Turchetti al separarse de la conducción central que estaba a cargo de Héctor Segovia y además lo hicieron algunos desocupados con el DNI de trabajadores afiliados e incluso se dijo que los presidentes de mesa no verificaron que varios electores no tenían ni siquiera seis meses de antigüedad en diferentes empresas.

Por otra parte aseguraron que en Las Heras votaron varios trabajadores de la empresa Bolland actualmente afiliados al Sindicato Petrolero de Chubut y figuraban en los padrones del Sindicato de Santa Cruz al cual habían renunciado hace tiempo. Sin embargo, debido a la intervención de la Federación que duró dos años, no hubo ningún tipo de control y por ello nadie se ocupó de borrarlos del padrón.

Mientras, en rueda de prensa, Jorge Stopiello aseguró que “ninguna de las listas hizo una observación cuando lo podría haber hecho. Ninguna dijo nada y por ello el padrón convalidado por todos”.

Puntualizo además que ayer por la mañana se analizaron los 36 votos que figuraban como recurridos. “Los evaluamos uno por uno y a 13 los dimos por válidos y a los otros los invalidamos, es decir que no fueron tenidos en cuenta para el escrutinio”.

“Los recurridos son aquellos en los que se encontraron dificultades con los DNI”, aclaró el funcionario, precisando además que a partir de ese momento comenzaba a regir un plazo de 72 horas “para hacer las presentaciones correspondientes de forma administrativa o judicial”.

Comentá la nota