Los empleados de Rentas votarán mañana para definir si aceptan o no la autarquía del organismo

Los empleados de Rentas votarán mañana para definir si aceptan o no la autarquía del organismo
SITEA realizará una asamblea general que paralizará el cobro de impuestos en las primeras horas de este jueves. Paco Pérez quieren transformar dos áreas del Estado en una moderna Agencia de Recaudación.
Los empleados de la Dirección General de Rentas y la Dirección de Catastro definirán a primera hora de este jueves si aceptan o no pasar a constituir la Agencia de Recaudación que Francisco Pérez quiere hacer funcionar desde el 1 de enero del año próximo.

La decisión se tomará por votación, en una gran asamblea que harán a las 8,15 en el primer piso de la sede central (en Casa de Gobierno) y que tendrá como efecto directo la paralización del cobro de impuestos, por lo menos en las primeras dos horas de la jornada. Así lo anticipó Víctor Dagfal, secretario general de SITEA, el sindicato que nuclea a los 600 empleados de las áreas implicadas.

Pérez anunció en la asamblea del 1 de mayo la creación de una Agencia de Recaudación (anhelo compartido con su antecesor radical, Roberto Iglesias) para hacer más eficiente el cobro de impuestos y el proyecto oficial ya está casi listo para ser enviado a la Legislatura.

El Poder Ejecutivo planea transformar Rentas y Catastro en un organismo autárquico que buscará modernizar los controles con sistemas on line y mejorar el cobro de impuestos.

Como en el caso de la Justicia, la autarquía de Rentas implicará que el órgano deba nutrirse con una porción de la recaudación, que rondará entre el 3,5 y el 4 por ciento de la recaudación general de impuestos de la provincia.

El Ministerio de Hacienda tomó como modelo la agencia recaudadora de impuestos de la provincia de Buenos Aires (ARBA) y se convenció también de la necesidad de obtener el consenso gremial para evitar que el proyecto naufrague, como ha ocurrido en anteriores ocasiones.

Negociación. Los empleados de Rentas seguían discutiendo en la mañana de este miércoles con Hacienda un aspecto del acuerdo que exigen firmar para aceptar la Agencia de Paco. Puntualmente, el personal pretende que, en paralelo con el envío del proyecto a la Legislatura, el Gobierno firme en la Subsecretaría de Trabajo un compromiso para que todos los empleados ingresen a la repartición por concurso en lugar de "entrar por la ventana".

También piden desde SITEA el blanqueo a futuro (dentro de poco más de un año) del centenar de inspectores que Rentas incorporó este año para hacer controles callejeros.

El consenso con el Gobierno es bastante amplio, aunque en las últimas horas seguía existiendo una diferencia. Según Dagfal, los borradores del Poder Ejecutivo mantienen la posibilidad de que el jefe de la repartición haga incorporación "con razón fundada". "Eso no lo queremos", avisó Dagfal.

Estímulo. El proyecto tiene de todos modos un apoyo amplio de parte de los empleados, quienes no sufrirán cambios en su modalidad de trabajo con la autarquía de Rentas. De hecho, Dagfal consignó que mantendrá los salarios y especialmente los estímulos, que representan el 50 por ciento de los sueldos, gracias a un mejoramiento que obtuvieron durante la gestión de Celso Jaque.

Hoy los empleados reciben como estímulo el seis por mil de la recaudación general. Esa será una base que SITEA buscará subir conforme se sumen más agentes a la nueva repartición.

El Gobierno también ha adelantado que la Agencia de Recaudación estará comandada por el actual jefe de Rentas, Claudio Gil, con quien los empleados tienen buena relación. Sin embargo, el personal mantiene abierto el juego hasta el final y todo dependerá de la votación de este jueves."Hay gente que no está de acuerdo pero no son la mayoría. De todos modos, no apoyamos cosas con la que no esté de acuerdo la gente", expresó Dagfal, y advirtió que si la iniciativa es rechazada por la mayoría en la asamblea, los empleados presentarán un proyecto propio en la Legislatura cuando se inicie el debate.

La iniciativa de SITEA cuenta con más de 40 artículos, mientras que el proyecto del Ejecutivo, que es un mix de propuestas oficiales y gremiales, tiene menos de 20.Todos creen que el arribo a la Legislatura de la propuesta es inminente, dado que Pérez necesitará la aprobación legislativa a más tarde en noviembre, si quiere arrancar 2013 con la agencia recaudadora en marcha.

Comentá la nota