La UOM espera poder congelar por un tiempo más el despido de personal en la empresa FAMAR

La UOM pidió que se informe al Ministerio de Trabajo de la Nación, de todas las actuaciones realizadas en el marco de la conciliación obligatoria resuelta en la provincia. Oscar Martínez, líder del sindicato metalúrgico, no descarto la posibilidad de pedir que en ese ámbito se abra otra instancia de negociaciones, de manera que los despidos sigan frenados.

La Unión Obrera Metalúrgica buscaría alargar un tiempo más el período de negociación en el marco de la conciliación obligatoria, a través de la intervención del Ministerio de Trabajo de la Nación, de manera que si al 17 de enero no hay una salida al conflicto en FAMAR, exista un nuevo plazo de negociaciones que impida cumplir con los despidos efectuados por la empresa.

Cabe indicar que desde la empresa, la apoderada legal, doctora Claudia Garbagnoli, había impugnado la resolución de Trabajo de la Provincia, por entender que en el caso debía intervenir la cartera laboral de Nación. La postura se mantuvo en las subsiguientes audiencias, a pesar de la decisión en contrario de las autoridades locales.

Ayer hubo una nueva audiencia de partes, en el marco de la conciliación que decretó el Ministerio de Trabajo de la Provincia, sin avances y donde las partes mantuvieron sus posturas.

Desde hoy, rige el plazo de prórroga por otros cinco días hábiles de la medida dictada por la cartera laboral, el cual vence el jueves 17 de enero. Para el lunes 14 se pautó una nueva audiencia, la que se podría concretar a las 15:00; según lo acordado por las partes.

Agotar todas las instancias

Oscar Martínez, líder de la UOM en Río Grande, informó que «hemos solicitado se informe de todas las actuaciones al Ministerio de Trabajo de Nación, atento que con los acuerdos que hemos arribado con AFARTE, estamos enmarcados en la órbita de la cartera laboral nacional».

El representante gremial dijo que «esperamos lograr que, en caso de ser necesario, se traslade en el fuero nacional alguna discusión en procura de lograr el mejor de los resultados, que no es otro que la continuidad laboral de la totalidad de los compañeros».

Oscar Martínez indicó que «le hemos transmitido a la empresa que vamos a agotar todas las instancias» para revertir los despidos efectuados y si «tenemos que llegar al Ministerio de Trabajo de Nación, lo vamos a hacer».

Medidas gremiales

Al ser consultado sobre las posibles medidas gremiales que se puedan adoptar, en caso que no se pueda dar marcha atrás con los despidos, Martínez dijo que «las acciones que se adopten quedarán supeditadas a lo que resuelvan los trabajadores de FAMAR, en asamblea y a lo que decida el congreso de delegados» de la Unión Obrera Metalúrgica.

El lunes 14 de enero, la mayoría de los trabajadores despedidos deben volver a la fábrica, al concluir el período vacacional. En tanto, una semana más tarde, se reincorpora una última tanda.

Comentá la nota