Está lejos el acuerdo por los salarios de los rurales

Sin acuerdo cerró ayer la nueva reunión paritaria entre representantes de Uatre y empresarios del sector frutícola, en la cual esperaban definir la escala salarial por la actividad del raleo.
Los obreros reclaman una mejora del 40%, porcentaje que resultó demasiado elevado para productores y empresarios frutícolas.

Las partes no se movieron de sus posturas, por lo que se resolvió dar intervención a la Comisión Nacional de Trabajo Agrario. Sin embargo, esa misma comisión todavía tiene por resolver un acuerdo salarial entre partes, que nunca fue homologado por Nación porque superaba el 25% de mejora que se estimó para todos los sindicatos.

Con respecto a las medidas de fuerza que tomarán ante la falta de entendimiento, los trabajadores anunciaron que por el momento descartan realizar acciones de corte sobre las rutas regionales.

El encuentro, que se realizó en la delegación local del Ministerio de Trabajo, finalizó con gran desencanto, tanto para los trabajadores rurales como para la patronal, ya que nuevamente no lograron acercar posiciones.

Los rurales continúan firmes en el pedido de aumento del 40% y expresaron su malestar: "No hubo ningún avance, el reclamo fue nulo. La parte empresarial no cede", indicó Sergio Alarcón, secretario General de la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (Uatre) Seccional Roca. Para los empresarios, el porcentaje de incremento que plantea Uatre resulta "desmedido" y temen que la falta de acuerdo retrase las tareas de cosecha.

Es que todavía está pendiente la discusión por los salarios de cosecha, para lo cual los trabajadores están solicitando un aumento del 10,7 por ciento "que corresponde por Estatuto del Peón", señalaron.

Si bien las tareas de raleo comenzaron hace varias semanas y ya están finalizando, las partes aún no consiguen establecer las cifras que se pagarán por estos trabajos.

Desde el gremio informaron que esperan llegar a esa época con un arreglo cerrado para los más de 40.000 obreros que nuclea la temporada en las provincias de Río Negro y Neuquén. La resolución quedará en suspenso hasta que todos sean convocados a una próxima reunión paritaria. Hasta tanto, los dirigentes anunciaron que continuarán con la panfleteada a la vera de las rutas.

Comentá la nota