Los estatales paran en todo el país

Los estatales paran en todo el país

Sindicatos del sector público unificaron sus reclamos aunque hoy, en Mendoza, marcharán en dos columnas distintas. Rechazan despidos, techo salarial insinuado en las discusiones paritarias y el protocolo “antipiquetes”. El Gobierno dijo que descontará el día.

Los dos principales gremios estatales de la provincia -SUTE y ATE- han programado para hoy su primera “respuesta contundente” al gobierno de Alfredo Cornejo compartiendo los tres ejes de la convocatoria (contra el techo salarial, el protocolo “antipiquetes” y los despidos) pero con dos marchas de diferentes recorridos.

El gremio docente se ha convocado junto a la Tupac Amaru y otras organizaciones en el “acampe” del Casino que hoy cumple 24 días, para marchar por Avenida San Martín, Pedro Molina, Avenida España, Espejo, Patricias Mendocinas y concentrarse en la Legislatura provincial.

En tanto ATE (con paro) se reunirá en el antiguo Kilómetro Cero (San Martín y Garibaldi) para dar inicio a una movilización que tiene como punto final la Casa de Gobierno (por Avenida San Martín y Pedro Molina) aunque anoche se evaluaba un posible paso previo por la Legislatura (por Espejo y Patricias Mendocinas hasta Pedro Molina).

Judiciales -sin paro- se concentrará en Tribunales y de allí se cruzarán a la Casa de Gobierno. Ampros (profesionales médicos) no se movilizará pero realizará asambleas en horarios diversos en los hospitales y centros de salud. ATSA no adhiere al paro ni a la movilización, aunque reitera sus reclamos contra “el retiro de adicionales” y protesta por “los sueldos de privilegio”. En tanto, Sitea (estatales autoconvocados) convocó a adherir “al paro y movilización contra el cambio a favor de pocos” y dejó en libertad a sus adherentes a sumarse a una u otra movilización.

La presencia de dos marchas que los organizadores esperan “concurridas, como mínimo” y la vigencia de la ordenanza municipal que las reglamenta, más la aplicación del protocolo antipiquetes (uno de los rechazos de ambas movilizaciones), ocurren por primera vez en la Provincia.

La jornada de protestas se circunscribirá al ámbito estatal y repercutirá en el funcionamiento de los hospitales y centros de salud, Administración Central, Tribunales, trolebuses y Metrotranvía, aunque la actividad será normal en la órbita privada con circulación de colectivos y atención en los comercios, supermercados y bancos.

Todo sucederá entre el paro nacional de la Asociación Trabajadores del Estado (dispuesto para hoy) y la posible medida de fuerza (también nacional) del lunes 29 que se va gestando en “la previa” del plenario general de la Cetera del próximo viernes y que ayer la Casa Rosada intentaba desactivar con una convocatoria (para hoy) para la firma del acuerdo paritario docente nacional.

En Mendoza a las movilizaciones de hoy, se sumará mañana el plenario provincial docente que -según ya descuentan en el secretariado general- dispondrá medidas de fuerza para el lunes 29, de inicio del ciclo lectivo. También este jueves, en el Sindicato de Canillitas, se reunirá un plenario de secretarios generales de los gremios más diversos (en su mayoría del sector privado) con la intención de “unificar la CGT” y preparar acciones preventivas de despidos en el ámbito privado y “en defensa de las conquistas”.

En tanto, la Asociación Bancaria se movilizará este viernes (sin paro) hacia el Tesoro Regional del Banco Central en Mendoza (en la primera cuadra de Gutiérrez) en rechazo a los 47 despidos en el ente rector financiero nacional y en preparación de la concentración de protesta que prepara la Bancaria en Buenos Aires el martes 1 de marzo, cuando el presidente Mauricio Macri esté hablando en el Congreso Nacional.

En un proceso que muestra una creciente oposición a los gobiernos nacional y provincial, dirigentes de las dos ramas de la CTA (Central de Trabajadores Argentinos) y de las tres de la CGT (Confederación General del Trabajo) hablan luego de mucho tiempo de “unidad”, de “articular acciones” y de “construir solidaridad entre los sectores”.

Los secretarios generales de las dos ramas de la CTA Mendoza, Gustavo Correa (de los Trabajadores) y Guillermo Martínez Agüero (Autónoma) y dirigentes intermedios de ambas centrales sindicales, mantienen fluidos contactos. Unos cuantos de ellos nacieron en el propio “acampe” instalado en el Casino, donde en una protesta común intentan convivir tres carpas (dos de líneas internas de la CTA Autónoma) diferenciadas entre sí.

Coment� la nota