Estatales protestaron en Casa de Gobierno

Estatales protestaron en Casa de Gobierno
La concentración en el centro y movilización de los estatales no se pudo realizar por la lluvia. Pero se concentraron en el hall de Casa de Gobierno. El jueves van al paro.

Los estatales se manifestaron este martes en el halll de Casa de Gobierno. De esta forma, la Intersindical calienta motores para el paro del jueves.

La concentración y movilización desde el centro de la ciudad se suspendió por la lluvia. Pero igual los gremios decidieron hacer sentir la protesta de alguna forma.

Los gremialistas repitieron su malestar por el freno que le puso a la paritaria el gobierno, ya que este lunes suspendió una reunión prevista para tratar demandas laborales. Mientras haya medidas de acción directa en danza, los funcionarios no se quieren sentar a la mesa de negociaciones.

“El gobierno inicia un conflicto con los trabajadores de dimensiones inusitadas, queriendo hacer pagar el ajuste a los que menos tienen”, advirtió el dirigente judicial, Ceferino Riela.

Los estatales rechazan la última oferta del gobierno, del 28% anual en cuatro cuotas. Pretenden que ese porcentaje sea solo en el primer semestre del año.

El paro del jueves es sin asistencia a los lugares de trabajo en el caso de los judiciales. El resto de los estatales, adhiere, pero con asistencia.

Durante la protesta, Riela -que fue uno de los voceros- dijo que “la notificación de Trabajo cayó muy mal, es muy pobre, muy desajustada a derecho".

"Creemos que hubo un enojo generalizado en los trabajadores. La puesta en valor de la protesta será el paro del 10", destacó.

"El gobierno no se ha dado cuenta del gran conflicto que tiene en las puertas. Sino se llama a una conciliación, que es la herramienta que tiene Trabajo para destrabar el conflicto, esto se va ir profundizando. Las declaraciones del gobernador, la suspensión de la última reunión paritaria, van a ir acrecentando esto... es rociar con nafta el fuego", insistió.

Según Riela, el pedido que firmaron los ministros Sergio Violo y Ariel Rauschenberger (Hacienda y Coordinación) para suspender la reunión paritaria del lunes fue "extemporaneo" porque el encuentro estaba previsto desde antes de lanzar el paro del próximo jueves.

"El gobierno no quiere dialogar con los trabajadores. No quiere tenernos en un un pie de igualdad. Además, nosotros dijimos que la protesta se realiza exclusivamente por lo salarial, pero quedan nueve puntos (laborales) que tenemos que tratar", dijo.

"El jueves el paro va a tener un alto acatamiento. Será muy importante. Espero que el gobierno reflexione y llame al diálogo. Y veremos cómo seguir después", añadió.

"No pedimos nada descabellado. La propuesta del 28% en cuotas a noviembre es insostenible. Máxime que después del anuncio, aumentó la nafta un 6%, con la incidencia que tiene en todos los productos eso", concluyó.

Coment� la nota