Estatales santafesinos, en alerta: Se oponen al pago extendido de salarios

Estatales santafesinos, en alerta: Se oponen al pago extendido de salarios

Denuncian que el gobierno provincial incumple la ley y ya elevaron una notificación rechazando el cronograma de pago.

Docentes y trabajadores estatales de Santa Fe rechazaron el cronograma de pago salarial establecido por el gobierno provincial que se extendía en algunos casos hasta mediados de enero y realizaron una marcha de protesta en Rosario.

A la vez, el gobierno provincial ratificó este jueves el cronograma de pago anunciado el lunes y el ministro de Gestión Pública, Rubén Michlig, lo justificó al señalar que la nueva gestión se encontró con un “déficit importante”.

“El cronograma no será para siempre, pero se ajusta a las necesidades de este mes”, sostuvo el funcionario de la administración de Omar Perotti.

La secretaria general de la Asociación del Magisterio de Santa Fe (Amsafé), Sonia Alesso, expresó hoy en rueda de prensa el “malestar” que provocó en los docentes públicos el anuncio oficial.

“Hemos hecho una notificación rechazando el cronograma de pago y pidiendo que se respete. Se está incumpliendo con la ley”, dijo Alesso, que a la vez es la jefa de Ctera a nivel nacional.

Alesso agregó que “esto pasó con los jubilados y ahora con los activos. Hay un malestar de la docencia y es fundamental que se corrija”.

En Rosario, las delegaciones locales de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) y de Amsafé marcharon hacia la sede de la Gobernación para “rechazar” el cronograma de cancelación salarial establecido por el gobierno, que en algunos casos llega hasta el 15 de enero.

“Venimos a rechazar e impugnar el cronograma de pago del gobernador Perotti para los empleados públicos”, sostuvo el dirigente de los docentes rosarinos, Gustavo Terés, y agregó que “ésta es una definición de una política de ajuste”.

Junto a representantes de ATE y de Siprus (sector salud) reclamaron el pago de los salarios “el cuarto día hábil del mes” como lo “establece la ley”.

Sin embargo, el vocero del gobierno santafesino, Leonardo Ricciardino, ratificó en declaraciones radiales que los sueldos de los empleados públicos se abonarán en partes y con un plazo especial.

“Fue un cronograma muy estudiado en función de los recursos que tiene la provincia”, sostuvo el vocero, para agregar que “no era lo deseado” pero es necesario, remarcó, “terminar con el endeudamiento para gastos corrientes”.

Según Ricciardino, el gobierno anterior que encabezó el socialista Miguel Lifschitz, solicitaba créditos “a tasas del 60 por ciento” para cancelar la masa salarial del Estado.

“La provincia ya venía con problemas, no es que empezaron ahora: la caída de la recaudación, en paralelo con lo que pasaba con la Nación y los municipios, provocó una retracción estrepitosa de la actividad económica en todo el país y eso afectó a todas las provincias”, dijo Ricciardino en declaraciones a radio La Ocho.

Comentá la nota