Familias neuquinas deben $2.300 millones

Familias neuquinas deben $2.300 millones
El stock de créditos al consumo creció un 32% en el último año y dejó a la provincia en quinto lugar dentro del ranking de préstamos. Automóviles, electrodomésticos, viajes y reparaciones del hogar y rubros similares se llevaron el 57% de la cartera de los bancos. Sólo el 10% fue a industria y al sector primario, que reportan menos ganancias para las entidades.
La cartera de créditos al consumo de los bancos neuquinos cerrará el 2012 con una suma mayor a los 2.300 millones de pesos, un 32% más que el año pasado. Cada familia de la provincia debe en promedio 13.700 pesos, lo que convierte a este distrito en el quinto a nivel país en cantidad de préstamos tomados, después de Capital Federal, Tierra del Fuego, Santa Cruz y Chubut.

¿A dónde fue destinado este volumen de dinero? En su mayoría a la compra de bienes electrónicos financiados o automóviles. En menor medida a la refacción de viviendas o viajes. Aún a pesar de las altas tasas, los préstamos personales crecieron considerablemente en la provincia, inclusive por encima de la inflación. Esto responde, aseguran ejecutivos bancarios consultados por E&E, a la percepción de que el dinero está barato y que hay que ganarle la carrera a la inflación: muchos prefieren pagar las altas tasas de interés para comprar el alivio que genera la compra inmediata de cualquier bien, que irremediablemente aumentará de precio.

Por otro lado, de la mano de la fiebre consumista tan característica de esta etapa económica del país, se abre un gran negocio para los bancos. Es que los préstamos al consumo son los más caros de todos y lo que mayores ganancias reportan. Y si queda una duda sobre el tema, basta con analizar las carteras de los bancos neuquinos por sector.

El total de dinero prestado por los bancos ascendía, al 30 de septiembre, a los 4 mil millones de pesos, según datos del Banco Central (BCRA). De ellos, el 57% fueron destinados al sector asalariado, que en su gran mayoría gastan en consumo. El segundo lugar se ubicaron los rubros servicios y comercio, con un 23% del monto total tomado. Se trata de un sector dinámico dentro de la economía neuquina, para el cual varios bancos tienen líneas especiales.

Bastante más abajo vienen otros sectores como construcción (4%) e industria y producción primaria (10% en conjunto). Son, a todas luces, los créditos más baratos, y en general tienen planes subsidiados por el gobierno nacional, por lo que son menos atractivos para los bancos.

No se vislumbran en esta estadística aún los efectos de la resolución del BCRA que obligó a las entidades a prestar a tasas promocionales el 5% de sus depósitos para el sector productivo. Según los bancos sondeados por este medio, se prestó muy por encima de ese tope, con lo cual se presume que el cierre de 2012 será auspicioso (ver aparte).

Consumo

Sin embargo, fueron los créditos al consumo la vedette del año. Y evidentemente Neuquén es una plaza ideal para este tipo de préstamos. Mientras que aquí representan el 57% de la cartera total, a nivel nacional la cifra es del 43%.

Dentro del rubro préstamos a los asalariados privados se incluyen los créditos prendarios y también la financiación con tarjetas de crédito. La compra vía plásticos, sobre todo aquellas con tasas promocionales, se expandió de forma marcada en los últimos años.

Y si bien hay voces que advierten que la capacidad de endeudamiento de los argentinos, y con ellos los neuquinos, está llegando a un límite, desde los bancos perciben que el 2013 vendrá con un incremento en los préstamos.

“Los créditos personales están muy bien, están creciendo de forma constante”, afirmó el gerente comercial Banco Nación en Neuquén, Esteban Pourrere. Señaló que Neuquén se convirtió en una plaza más que importante para la entidad, sobre todo luego de que Nación ordenara que los sueldos de todos los estatales se paguen a través de esta entidad.

“Neuquén es la plaza de mayor actividad bancaria para la Patagonia”, dijo Beatriz Echavez, del banco Credicoop y dijo que la sucursal bancaria ocupa el sexto lugar en actividad dentro de las 250 filiales del país. “El 35% de nuestra cartera está destinada al consumo”, señaló. La cifra es menor que en otras entidades, ya que la cooperativa privilegia los créditos de fomento.

En la misma línea, un gerente de otro banco privado que prefirió el anonimato señaló que el mercado de crédito provincial es muy activo y que por los altos ingresos promedio se pueden ofrecer montos más altos que en otras localidades.

Comentá la nota