Federico Sánchez: "Si hay dirigentes sindicales que aplauden en primera fila el ajuste, la unidad de la CGT va a estar bastante lejos"

El secretario general de la CGT Zona Norte, Federico Sánchez, recibió a SMnoticias en el local que el espacio gremial posee en San Fernando. Durante la entrevista, se refirió a las actividades que encaran desde la regional, particularmente, a la campaña contra el trabajo en negro. Además, analizó la coyuntura económica, y como afecta a los trabajadores de la  región. También habló de su participación, acompañando a Facundo Moyano, en el armado del Frente Renovador.

Primero, Sánchez comentó que, tras la normalización de la central, ocurrida en febrero del año pasado, avanzaron sobre “muchas cuestiones que están en agenda de la CGT nacional para replicarlas a nivel regional”. En ese sentido, indicó que abordaron “el tema del empleo en negro, una gran deuda que tiene el Estado argentino y este gobierno”.

De acuerdo a las cifras más positivas, el índice de trabajo precario se encuentra en un 35%, lo que “significa que 4 millones de trabajadores se encuentran en situación precaria, invisibilizados, sin ningún tipo de protección de parte del Estado, sin convenios colectivos, ni paritarias, ni obra social”. No obstante, reconoció que otros estudios muestran que “son más de 5 millones” los trabajadores afectados por la problemática.

“Nuestra respuesta como movimiento obrero no puede ser que solo que la responsabilidad sea del Estado”, planteó el gremialista, al tiempo que marcó ciertas “restricciones vinculadas a la facultad de inspección y de aplicar sanciones”. “Solo podemos denunciar ante las autoridades provinciales y nacionales”, clarificó. “Por eso intentamos hacer una campaña de concientización, saliendo con mesas, una vez por semana, junto a militantes de la CGT Zona Norte y abogados laboralistas, dándole a los vecinos la información necesaria y brindándoles asesoramiento”, añadió.

“Esos cientos de miles de vecinos que están en negro nos están pidiendo una mano, y nosotros no podemos mirar para otro lado, por eso estamos trabajando fuerte en ese sentido”, completó.

Asimismo, el hombre del Sindicato Único de Trabajadores del Peaje y Afines (SUTPA), instó a “resignificar las facultades del Estado municipal en cuanto al empleo en negro”. “Creemos que el Estado municipal, y los sindicatos específicos de cada actividad, tendrían que tener por lo menos facultad de inspección ante establecimientos y empleadores que, con capacidad contributiva, emplean vecinos en situación precaria de empleo”. 

“El sindicato especifico de la actividad, junto con los Estados municipales y el gobierno provincial, podemos trabajar mancomunadamente para combatir el empleo en negro”, opinó, aunque hizo hincapié en que “las delegaciones del Ministerio de Trabajo de la Provincia hoy se ven más preocupadas en una cuestión político electoral, motorizando la campaña a presidente del gobernador de la Provincia, que en el empleo en negro en la zona”.

Por otra parte, el titular de la CGT Zona Norte analizó la coyuntura económica, y entendió que hoy “el cordón industrial norte es el cordón del ajuste”, situación que se visualiza en “emergentes que han tomado trascendencia mediática, como los casos de Donnelly o Lear”, y también en “pequeñas empresas que de un día para el otro bajan la persiana y dejan trabajadores en la calle”. “Esa es una realidad que no se puede ocultar ni tapar”, afirmó.

A su vez, habló de una inflación “de 35% o 40% anual”, y de una devaluación, en el mes de enero, del 60%, dejando en claro que estos hechos afectan a “los sectores asalariados que cobramos nuestro salario fijo en pesos”. “Son grandes errores macroeconómicos del gobierno nacional” advirtió, y subrayó que motivaron “la realización de los dos paros generales que se llevaron a cabo a lo largo del año”.

Siguiendo esa línea, y al consultarlo sobre futuras medidas de fuerza, destacó la importancia de entablar canales de diálogo. “El Poder Ejecutivo hace más de dos años que no recibe a una expresión representativa del movimiento obrero argentino como lo es la CGT que conduce Hugo Moyano”, exclamó. “Luego de solicitar ese dialogo y no tener respuestas, y ante una devaluación y un proceso inflacionario; con un escenario de suspensiones, despidos y un 35% de empleo en negro; con paritarias que han cerrado por debajo de la inflación; con recorte del gasto público, esta CGT no se queda brazos cruzados y sale a la lucha”, sentenció.

Para cerrar, Federico Sánchez departió sobre la posible unificación de las diferentes centrales de trabajadores. “En el seno del movimiento sindical argentino conviven distintas expresiones con diferentes posicionamientos políticos y electorales de cara al 2015. Pero el verdadero posicionamiento político de un dirigente sindical hoy debe ser como se para frente al ajuste económico”, lanzó. 

“La unidad del movimiento sindical argentino se va a dar, en tanto los dirigentes gremiales asuman que hoy la Argentina está en recesión económica y hay un ajuste que recae sobre las mayorías trabajadoras”, declaró. “Si hay dirigentes posicionados en una CGT oficialista que aplaudieron en primera fila el ajuste y no reflexionan a cerca de esa cuestión, la unidad va a estar bastante lejos”, concluyó.

“Con Facundo Moyano, le podemos darle esa impronta y esa agenda del movimiento obrero al Frente Renovador”

Ya en otro orden de cosas, el dirigente del Frente Renovador hizo alusión a su participación en el encuentro #JóvenesEnMassa que se realizó en Morón y que convocó a más de 300 jóvenes de la primera sección electoral de la provincia de Buenos Aires. “Participamos junto a jóvenes del Sindicato de Peajes y de la Juventud Sindical, espacios encabezados por Facundo Moyano”, comentó. “Estuvimos planteando muchas propuestas, junto a compañeros de otros distritos, ligadas al acceso al primer empleo, al empleo en negro, y a los beneficios que tienen las pymes a la hora de emplear a los jóvenes”, remarcó. 

“Nos fuimos muy contentos con el diagnostico que se hizo, que creemos es acertado, y con la propuesta de cara al futuro”, añadió. 

Y en cuanto al armado del massismo, el referente de SUTPA opinó que “nuestra propuesta y nuestra agenda si o si tiene que ser parte de algo mucho mayor, como lo es una fuerza política”. “En el caso puntual del FR, creemos que con Facundo (Moyano), le podemos darle esa impronta y esa agenda del movimiento obrero al Frente Renovador”, enfatizó.

Por último, ponderó la figura del hijo de Hugo Moyano, al señalar que “es un dirigente joven que refleja lo que muchos de nosotros queremos hacer en el sindicalismo y la política”. Y ante la pregunta relacionada a la propuesta para secundarlo en una eventual fórmula para la gobernación bonaerense que realizó el diputado Felipe Solá a Facundo Moyano, aseveró: “Que un dirigente nacional con su experiencia de gestión haya hecho esa propuesta, enaltece el sector en el cual milito”.

Comentá la nota