Frigorífico de Uriburu: echaron a cinco trabajadores que bloquearon la planta

Los dueños del Frigorífico Uriburu echaron "con justa causa" a cinco de los trabajadores que bloquearon el lunes la salida de un camión con carne para exportación. La protesta se había levantado cuando la policía fue a desalojarlos.
Los trabajadores recibieron el telegrama de despido con justa causa el jueves. El día anterior, el miércoles, habían levantado la protesta ante la amenaza de desalojarlos por parte de la policía.

Por otro lado, los trabajadores que pararon la actividad el miércoles, en el interior de la planta, también levantaron la huelga ante la promesa de que cobrarán el 30% de los aguinaldos y la última quincena el próximo día 23 de enero.

Los cinco despedidos acudieron este viernes a la Dirección de Relaciones Laborales. Allí, junto a los abogados de la repartición, confeccionaron una carta documento en la que rechazan el despido y reclaman que el frigorífico los reincorpore.

Los despedidos forman parte de un grupo de 16 trabajadores que fue suspendido en diciembre. La empresa había acordado que les abonaría la “garantía horaria”, un salario mínimo. Pero luego no cumplió con ese compromiso, aduciendo una situación de crisis financiera.

El miércoles a las 2 de la tarde llegó la policía al frente de la planta con una orden judicial de desalojar a los trabajadores que protestaban y bloqueaban el ingreso y salida de camiones.

“Nos retiramos pacíficamente”, contó Débora, una de las trabajadoras despedidas.

La abogada del frigorífico, Juliana Stock Capella, les comunicó que al día siguiente les llegaría el telegrama de despido. Esto, efectivamente, ocurrió.

La empresa aduce “justa causa” y pretende no abonar indemnizaciones. Despidió a los 5 trabajadores que estuvieron “constantemente” en la protesta, contó Débora.

El resto de los suspendidos, once, no tuvo novedades. Reclaman tres quincenas adeudadas de “garantía horaria”. La semana próxima saldría un dictamen del Ministerio de Trabajo respeto a la obligación o no de abonar estos montos.

“Estamos muy mal. Le damos la opción de que nos reincorporen y sino pasaremos a otra instancia. Está fuera de lugar el despido, nos están debiendo”, lamentó Débora.

“Estuvimos casi un día y medio (frente a la planta) para nada. Nos echan con causa. Queríamos que nos tomen o que nos echen y nos indemnicen como corresponde. Algunas de las chicas lloraban cuando fue la policía, estaban con los chicos, estamos re mal”, contó.

Comentá la nota