Frío diálogo de Macri con la CGT, pero no llegó al enfrentamiento

Frío diálogo de Macri con la CGT, pero no llegó al enfrentamiento

El presiente recibió a Moyano, Caló y Barrionuevo. Prometió consejo del salario, pero hubo tensión por Ganancias.

Mauricio Macri se reunió ayer por la tarde con los líderes sindicales en medio de una fuerte tensión por los despidos y el impuesto a las Ganancias, que si bien no derivó en un enfrentamiento abierto, dejó la situación en una calma chicha.

Es que si bien no hubo mucho acuerdo sobre cómo afrontar los crecientes problemas por la pérdida del poder adquisitivo de los trabajadores y los despidos, tampoco la sangre llegó al río. “Estamos trabajando en la contención para evitar despidos, con 50 audiencias por día”, minimizó Jorge Triaca, el único en hablar sobre la reunión.

Fue notable que los líderes sindicales se retiraron de la reunión con caras de circunstancia y sin  hacer declaraciones a la prensa. Triaca ratificó que el mínimo imponible para Ganancias no volverá a subir este año, pese al reclamo gremial. “Habrá una ley presentada en los próximos meses, pero el cuidado de lo fiscal es responsabilidad del Gobierno”, insistió.

Macri los recibió junto a Marcos Peña, Triaca y el vicejefe de Gabinete, Mario Quintana. Lo esperaban Antonio Caló, Hugo Moyano, Luis Barrionuevo, Gerardo Martínez, Andrés Rodríguez, Armando Cavalieri, Juan Carlos Schmid, José Luis Lingeri y Gerónimo "Momo" Venegas.

Ninguno quiso hablar al salir, una señal de que se retiraron con las manos vacías. “Queremos resolver las necesidades urgentes: las jubilaciones, la desocupación, la inflación, lo que estamos viviendo. Los despidos es lo principal", había dicho Barrionuevo al entrar.

En la reunión le plantearon medidas para frenar los despidos, un aumento d elas jubilaciones y una convocatoria al Consejo del Salario. Macri permaneció inmutable, pero una vez qu se retiraron, le dijo a Triaca y su equipo: "La verdad que mucho de lo que plantean lo teníamos previsto, empujenló".

Esa agenda será planteada por los gremios en la manifestación del 29 de abril en el centro de Buenos Aires, con motivo de celebrar el día del Trabajo. Otro reclamo que habrían planteado hoy sin éxito fue que el medio aguinaldo de mitad de año no tribute Ganancias.

Pero los despidos se convirtieron en la mayor preocupación de los sindicatos, que presionaron al Congreso y el miércoles próximo tendrán un proyecto terminado para prohibir echar empleados por hasta un año.

En la Casa Rosada ven ese tema como coyuntural, porque contabilizan la mayor parte de los despidos en el Estado o de empresas que son contratistas del Gobierno nacional o de provincias y municipios. Y creen que todo se reactivará el segundo semestre.

Sin embargo, Caló aseguró que en muchas industrias exportadoras aprovecharon la caída del costo en dólar de los salarios para achicar la planta del personal.

En la reunión, Caló logró que el ministro de Trabajo se comprometa a subir el subsidio de desempleo, anclado en 400 pesos de hace 15 años.

Triaca anunció además la decisión del Gobierno de convocar al Consejo del Salario, sin dar precisiones sobre la fecha. "Creemos que tanto la negociación paritaria libre como la convocatoria del Consejo del Salario dan respuesta a empezar a resolver parte del problema”.

Comentá la nota