Fuerte puja en el ámbito petrolero

Fuerte puja en el ámbito petrolero
El gremio de Petroleros Privados de Neuquén, Río Negro y La Pampa protagoniza una nueva medida de fuerza, votada este jueves en una nutrida asamblea realizada al aire libre en la capital neuquina. Es un paro que puede afectar la producción, pero también es una señal política del descontento hacia el gobierno nacional.
El sindicato lo preside, como se sabe, Guillermo Pereyra. El dirigente es también uno de los directores de YPF. Es también secretario adjunto de la CGT Azopardo o “anti-K” que encabeza Hugo Moyano. Como si esto fuera poco, es del Movimiento Popular Neuquino (MPN), en donde suena su nombre para candidato a senador el año próximo.

La asamblea del gremio petrolero, este jueves (foto Matías Subat-Patagonia Foto Press).

El motivo oficial del paro por 24 horas votado este jueves es la falta de respuestas para acordar una suma por “zona desfavorable”, algo que había quedado sin resolver tras el acuerdo salarial firmado este año. Pero hay mucho más en juego escondido en la medida de fuerza, que se constituye en una señal política fuerte de descontento hacia la actual política del gobierno nacional, sobre todo en lo que hace a las dilaciones en fijar precios más rentables para el gas en boca de pozo.

Se da al fin de un año que fue testigo de la expropiación de las acciones de Repsol en YPF, la virtual estatización de esta empresa, la asunción de un nuevo directorio encabezado por Miguel Galuccio, la promesa de incorporar rápidamente capitales inversores para desarrollar un agresivo plan de renacimiento petrolero, y el hasta ahora fracaso de esa intención política, con un virtual naufragio de la línea que baja desde el gobierno a través de Axel Kicillof.

El gobernador Jorge Sapag se refirió a la medida de fuerza, apuntando que no cuestiona el reclamo, pero advierte sobre la metodología y lo que le cuesta a la provincia cada día sin producción petrolera.

“Esta es la segunda huelga en la semana de los trabajadores del gas y petróleo. Afectó la producción de petróleo y si le sumamos los dos días posibles de la semana próxima serían cuatro. El perjuicio de regalías para la provincia de Neuquén es de 5 millones de pesos por cada día de paro que y que no se pueden recuperar. Es importante destacar que los ingresos de las regalías son fundamentales para la Provincia para atender la educación, la salud, la seguridad, y buscar el progreso de sus habitantes”, dijo el Gobernador.

Comentá la nota