Fuerte rechazo de ATE a pautas del Gobierno

El gremio de los trabajadores estatales, ATE, expresó de manera contundente su rechazo al comunicado del Gobierno provincial en el que afirma que la prioridad será el mantenimiento del empleo y pago de salarios, pidiendo austeridad.
Respecto al comunicado publicado el 10 de agosto, ATE indicó que “el Gobierno de la Provincia de Jujuy reconoció expresamente su intención de no cambiar ni las condiciones laborales ni las salariales de los trabajadores del Estado, manteniendo a los mismos en la actual situación de precariedad, con salarios insuficientes para una vida digna e hipotecando su futuro al privarlos de una jubilación digna”.

El gremio consideró que “el Gobierno no solamente ha clausurado en forma unilateral la negociación salarial, sino que también pretende responsabilizar del fracaso de su política económica a los trabajadores que ejercen el derecho de huelga”.

A través de un parte de prensa, el gremio afirmó que “el Gobierno dice haber cumplido con los compromisos salariales y laborales, sin embargo está a la vista que si hubiera cumplido con el acuerdo del piso salarial, en este momento debería ser éste de $3.000”. Explicó que “si hubiera cumplido con el compromiso de regularización progresiva de los trabajadores de reordenamiento, en junio tendrían que haber pasado 850 trabajadores a contrato de servicio. Y cada seis meses cumplir con la progresividad”.

Respecto a la precariedad laboral, indicó ATE que “si hubiera cumplido con el compromiso asumido con los trabajadores del Banco de Acción Social (tragamonedas y casino) no seguiría haciendo suscribir contratos temporales a trabajadores con más de 20 años de antigüedad, los trabajadores de la administración pública de Quebrada y Puna estarían cobrando zona desfavorable y los capacitadores laborales frente a alumnos estarían con su situación regularizada”. Aseguró que “si el Gobierno hubiera cumplido, hoy los trabajadores no estarían impulsando medidas de fuerza para reclamar por estos incumplimientos.

Haciendo referencia a otro tramo del comunicado en el que el Gobierno pidió austeridad, se preguntó ATE: “qué mas austeridad quiere que tengamos con salarios inferiores a la canasta familiar. Qué previsibilidad y racionalidad nos pide a los trabajadores cuando en una provincia productora de azúcar el kilo vale $7, la leche más de $5, y el pan aumentó a $14, sin contar la carne, el aceite, la educación, el transporte, los impuestos y la salud. Qué nos pide que dejamos de hacer?, ¿dejamos de alimentarnos, de vestirnos, de educar a nuestros hijos, de tener salud, de aspirar a una vivienda digna?”.

Por último, denunció persecución a los trabajadores agremiados.

Comentá la nota