Si el Gobierno no homologa el aumento salarial a los choferes mañana hay paro de colectivos

El Ministerio de Trabajo autorizó el acuerdo salarial sólo para las líneas de Capital y el conurbano. El acuerdo es por $ 1.000 mensuales de aumento retroactivos a enero y reapertura de la paritaria en junio o julio. Pero hasta anoche no se aceptó el aumento para las empresas del resto del país.
La Unión Tranviarios Automotor (UTA) convocó para mañana a un paro general de transporte de pasajeros en todo el interior del país ya que el gobierno nacional no homologó el incremento salarial acordado con las cámaras respectivas. En cambio, sí lo hizo, con la cifra rubricada con las empresas de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y el conurbano bonaerense.

El necochense Daniel Domínguez, secretario adjunto a nivel nacional de la UTA y ex secretario general de la seccional Mar del Plata, informó ayer a LA CAPITAL que el arreglo en Buenos Aires y el Gran Buenos Aires, fue "por mil pesos en calidad de adelanto, retroactivo a enero, y discutir en junio y julio un aumento formal en paritarias. Eso fue lo que acordamos, para en discutir los porcentuales a mitad de año". Respecto al interior relató que hablaron con las cámaras "lo mismo que hicimos en el AMBA (el área metropolitana), donde fue homologado este acuerdo y no con el resto del país".

Dominguez explicó "con el interior si bien hicimos un compromiso con sus respectivas cámaras, todavía el gobierno no le ha dado curso. Y la verdad es que si no les dan el subsidio, el costo de la tarifa se dispararía porque de otra manera no podrían funcionar las unidades".

En este último concepto de Domínguez se resume el fondo del conflicto. Es que las líneas de colectivos que cubren servicios en la Capital Federal y el conurbano siguen recibiendo el subsidio al gasoil por parte del Gobierno nacional para que mantengan baja la tarifa y puedan pagar los aumentos salariales sin problemas. Pero las empresas del interior del país no están incluidas en ese régimen preferencial, por lo que deben afrontar los reclamos salariales solamente con los ingresos surgidos del precio del boleto que pagan los usuarios.

Explicó Domínguez que el estudio de costos que se hizo en Capital Federal, "da un promedio de entre 4,50 y 4,80 pesos con un promedio de pasajero kilómetro de entre 4 y 5. Imaginate en el interior que tiene un promedio de 2,9 en el mejor de los casos, cuándo se tendría que hablar de tarifas si el Estado Nacional no subsidia el interior".

En Mar del Plata las empresas aducen no estar en condiciones de afrontar los aumentos que las cámaras acordaron con la UTA y esperan una solución durante la jornada de hoy (ver aparte). Domínguez justificó en parte esa posición al recordar que "la situación de las empresas del interior está complicada", incluso porque "en el tema del combustible también hay muchos problemas porque no hay entrega. Es más, hay casos que lo están pagando más caro en las empresas que en los surtidores, entonces todo eso complica bastante al interior".

"Desprotegen al interior"

Prosiguió el dirigente de los choferes que la medida de fuerza será de 24 horas en todo el interior del país porque "por subsidio o por tarifa se tiene que homologar lo acordado con los empresarios".

Según su opinión, el Gobierno todavía no homologó el acuerdo "porque lo están tratando todavía, pero también pensamos que es porque están achicando todo". Citó el caso de los servicios de larga distancia, a los que les han quitado el subsidio completo al gasoil, lo que provocó fuertes subas en los pasajes. "Querrán achicar subsidios para sostener los de Capital, desprotegiendo lo que es el interior del país", razonó Domínguez.

Aseguró luego que para que los choferes cobren el incremento salarial acordado "no hay dudas que tendrá que haber aumento de tarifas en todo el país. Si no hay una política de subsidio del Gobierno nacional, como ha venido sucediendo hasta la fecha, (el costo) tendrá que recaer en la tarifa", es decir en el bolsillo del usuario.

¿Esta es una situación similar a lo que le pasó a Mauricio Macri cuando le traspasaron los subtes?, preguntó LA CAPITAL. "Es igual: le sacaron el 50% de los subsidios y eso tiene una incidencia en la tarifa. Nosotros nos basamos mucho en los costos de Capital que hoy el boleto real le daría 4,80, mientras que el pasajero está pagando 1,10. Si bien en el interior algo se ordenó, pero hay que tener en cuenta que en la zona del AMBA duplica en cantidad de pasajeros a todo el interior del país, y el costo operativo es para todo el mundo igual, Capital o interior. Hay que tener en cuenta que el subsidio en Capital duplica al del interior, lo que demuestra la desventaja total en que se encuentra el resto del país", remató Domínguez.

Comentá la nota