El gremio de choferes advierte por la ola de robos: “o buscan la solución o paramos todo”

El gremio de choferes advierte por la ola de robos: “o buscan la solución o paramos todo”
El servicio fue adjudicado con sistema de pago con tarjeta magnética. Pero la Municipalidad les permitió que vayan incorporando el servicio en el tiempo. El domingo la empresa suspendió el recorrido de la Línea 4. Piden custodia para los choferes. El gremio dejó latente una medida de fuerza.

“Si no llegan a actuar, no va a quedar otra”, advirtió este lunes el secretario general de la Unión de Choferes de la República Argentina (UCRA), José Cisneros, al reclamar “soluciones” para la ola de robos que soportan los trabajadores de la Línea 4 del transporte urbano de pasajeros de Santa Rosa.

A raíz de un nuevo asalto -el tercero en poco tiempo, en la misma esquina: Alemania y Errecalde- el gremio anunció una medida de fuerza, pero la empresa Autobuses Santa Fe prefirió levantar el servicio por su propia cuenta, el domingo. Ayer se retomó el servicio habitual, pero en medio de una tensa situación.

La UCRA se declaró en estado de asamblea permanente y Cisneros, en declaraciones a www.radiokermes.com, dijo que “o buscan una solución o paramos todos los servicios”.

El dirigente señaló: “Si no tenemos ninguna respuesta desde la Policía o desde la empresa o de la Municipalidad, iríamos a un paro general. Estamos tratando de evitarlo y de que alguien busque la solución para que no ocurra una tragedia. Estamos en asamblea permanente y ahí se va a decidir”.

El gremialista indicó que “en Buenos Aires está la modalidad de que le cortan un dedo al chofer o lo lesionan con arma blanca o con otra arma, o incluso existe el asalto a todo el pasaje, que es lo que no queremos que ocurra”.

Después le apuntó a la gestión del intendente Luis Larrañaga: “Esto arrancó mal desde los pliegos y la Municipalidad no los hace cumplir como corresponde. Si se manejara el sistema de tarjeta habría otra seguridad, porque al no manejar plata sería así. Esto es una responsabilidad de ellos (la Municipalidad). Tendrán que buscarle una solución o le pararemos todos los servicios”.

“Hay que buscar una solución no para hoy, sino para ayer. Si no pueden implementar el sistema de tarjeta que pongan un policía de guardia en cada coche para custodiar a los trabajadores y los pasajeros”, propuso.

Señaló además que ninguno de los robos que se registraron fue esclarecido. “Santa Rosa no es tan grande como para no encontrar una solución”, opinó Cisneros.

Respecto del último caso, puntualmente, informó que la lesión de arma blanca “no es muy profunda, pero (el chofer) además tiene su mano inhabilitada porque al defenderse le pegó una piña a una estructura de fierro, tiene la mano muy hinchada y no puede estar trabajando”.

“Las autoridades nuestras están preocupadas por las elecciones y no por la seguridad de la gente”, acusó el sindicalista. E insistió en su advertencia: “Si no llegan a actuar, no nos va a quedar otra que no seguir arriesgando la vida de los compañeros y los usuarios. Es el momento de evitarlo ahora. Es un llamado de atención. Cada vez que hay un robo es más grave la situación. No esperemos que pase algo más grave”.

Los hechos

Tal como informó El Diario en su edición de este lunes, un colectivero sufrió un intento de robo en la esquina de Alemania y Errecalde. El trabajador se resistió, y mientras lanzó una trompada a su atacante recibió un puntazo en la costilla. Ese hecho ocurrió cerca de las 23:30 horas, en la misma esquina donde hubo otros dos robos en las últimas semanas. La víctima fue Alejandro Escudero (37). Cuando finalizó el recorrido, una persona encapuchada se subió al colectivo, le apoyó un cuchillo en las costillas y le pidió la recaudación.

Escudero se resistió y le tiró una trompada. En ese momento, el delincuente le tiró un puntazo que lo cortó.

El robo anterior fue el pasado jueves 17 de octubre. Fue a la noche y la víctima fue un chofer de la Línea 4, frente a la Escuela Nº 243. Esa vez el robo fue a las 21:30 horas.

El primer robo ocurrió el jueves 12 de septiembre a la noche, también a un chofer de la misma línea. Esa vez, alrededor de las 23, la víctima fue Roberto de la Cruz, quien conducía uno de los micros por la esquina de Errecalde y Alemania, en el barrio Villa Germinal.

Comentá la nota