El gremio de trabajadores de Aceros Zapla no acató la conciliación obligatoria

El gremio de trabajadores de Aceros Zapla no acató la conciliación obligatoria

El Bloque Justicialista se reunió para tratar el conflicto suscitado por el rechazo a la conciliación obligatoria por parte del gremio de trabajadores de Aceros Zapla, quienes pese a haber acordado el aumento salarial más significativo, incluso al obtenido por la Unión Obrera Metalúrgica a nivel nacional, no reanudan sus actividades, promoviendo así no solo una situación ilegitima, sino también perjudicando económica y comercialmente a los trabajadores y a la empresa. 

El Bloque Justicialista se reunió para tratar el conflicto suscitado por el rechazo a la conciliación obligatoria por parte del gremio de trabajadores de Aceros Zapla, quienes pese a haber acordado el aumento salarial más significativo, incluso al obtenido por la Unión Obrera Metalúrgica a nivel nacional, no reanudan sus actividades, promoviendo así no solo una situación ilegitima, sino también perjudicando económica y comercialmente a los trabajadores y a la empresa. 

Al respecto, el Diputado provincial, Jorge Noceti, remarcó que desde el bloque justicialista “abogamos firmemente por el respeto a la conciliación obligatoria, el marco legal esta para ser respetado y no puede ser violado de ninguna manera”.

Noceti explicó que el hecho de que los trabajadores de Aceros Zapla no acaten la medida legal genera “una situación de conflicto, a pesar de la existencia de esta normativa por parte de la autoridad pública”.

El Legislador remarcó que por parte de la empresa constantemente se “ha participado y ha apoyado todo lo que ha sido la parte salarial”, aclarando que siempre se acordó “el marco para que se discuta, por lo tanto tiene toda legitimidad para sostener ahora que el trabajo debe ser reanudado”.

El Diputado provincial puntualizó que preocupa en demasía la toma de la planta, como así también la situación de conflicto permanente, pero por sobre todas las cosas “nos preocupa la fuente de trabajo”, ponderando que “estas situaciones desmedidas y excesivas, ponen directa, lisa y llanamente en riesgo la fuente laboral”.

Noceti declaró que con la actual situación de conflicto y el rechazo de la conciliación obligatoria, “la empresa está perdiendo contratos, ventas y actividad”, lo que a futuro afectara a los trabajadores y a la empresa principalmente.

“Por lo tanto abogamos e instamos a que se levante el conflicto para que se reanuden las negociaciones en la mesa de dialogo, tal y como ha sido propiciada por la autoridad laboral al dictar la conciliación obligatoria”, sentenció el Legislador.

Coment� la nota