Los gremios en contra de que se gaste la plata de los jubilados y de SEROS en el Bono Chubut

Dirigentes de los gremios judicial, de sanidad y docente se manifestaron contrarios a la decisión de las autoridades del Instituto de Seguridad Social y Seguros (ISSyS) de destinar 30 millones de pesos a la compra de los bonos que emitirá el gobierno de Chubut. Raúl Belcastro del SITRAJUCH, se manifestó sorprendido por la medida, "me sorprende el monto del que se habla y la verdad es que no comparto la idea de volver a invertir la plata de los trabajadores en bonos", dijo.
El dirigente sindical destacó la necesidad de que las autoridades del ISSyS, que nuclea la Caja de Jubilaciones y la obra social provincial Seros, reciba a los representantes del Frente de Gremios Estatales. "Queremos confirmar que efectivamente ingresó el dinero por los intereses devengados desde el 2007 por el fideicomiso del gasoducto cordillerano del que participó el instituto".

Consideró además que "los fondos del ISSyS están previstos para responder por los haberes de los jubilados e inclusive para mejorar sus ingresos. Todos sabemos que la mayoría de los jubilados de Chubut tienen un haber mensual inferior a los 5.500 pesos que tiene el costo de la canasta básica que habían calculado los compañeros de la ATECH hace poco tiempo".

Santiago Goodman, dirigente sindical del gremio docente ATECH, también rechazó la compra de los bonos, "no creemos en la fiabilidad de este bono, los propios economistas lo están diciendo. Un bono a diez años no es creíble, no es comprable. Veremos cómo le va a la provincia, no es que nosotros somos pájaro de mal agüero, pero la mayoría de los bonos son a cuatro o cinco años y son mucho más llevables en lo que es el circuito económico".

El sindicalista fue escéptico respecto de la conveniencia de la inversión, "veamos quiénes son los que están comprando este bono. Nosotros volvemos a comprar como hicimos con el fideicomiso de la obra del gasoducto, nosotros invertimos 150 millones y vamos a recibir 238 millones en el 2007. Me parece que eso no nos sirve".

Sara Barrera, del gremio de la sanidad ATSA, se opuso a la decisión al tiempo que reclamó por una reunión con las autoridades del instituto, "queremos saber adónde va a parar el dinero, quién lo va a devolver y en qué tiempo. No podemos poner en riesgo la jubilación de los trabajadores. Porque hay mucha gente que se va a jubilar y hay que saber si van a estar los fondos cuando esa gente tenga que cobrar las jubilaciones. Es lamentable pero la caja de jubilación y la obra social es de los trabajadores, no es de la provincia".

"Los trabajadores son los dueños, nadie nos consultó nada. Por eso el Frente Gremial ha pedido una reunión para confirmar, nosotros pensábamos que no era así pero hoy sale el presidente del instituto en el diario confirmándolo. Y además que nos den las garantías de eso. Acá hay que cuidar lo ajeno porque esa plata es de los trabajadores, no es del gobierno ni del instituto", opinó

Comentá la nota