En los gremios dicen que no es buen momento para firmar

Para los colectiveros, “no se sabe si 30% es mucho o es poco”. Docentes, la referencia.
Al colectivero Roberto Fernández le gusta hablar sin demasiadas vueltas: “Prefiero darme un tiro en las bolas antes que firmar por un porcentaje de aumento salarial. Hoy no sé si un 30% de incremento es mucho o es poco . No es buen momento para firmar una paritaria”.

A la UTA, el gremio que agrupa a los choferes de ómnibus de larga distancia, se le venció la paritaria el pasado 31 de diciembre.

Pero en un plenario de delegados, el sindicato resolvió que en vez de negociar el porcentaje de suba para todo el año se consiga una suma como anticipo y que, cuando el escenario salarial esté más claro, ahí sí se firme por un porcentaje.

La suma que reclaman los choferes es de $2.000, pero hasta ahora en las negociaciones las cámaras patronales no les ofrecieron ni un sólo peso de aumento. La conciliación obligatoria en la que se encuentra el sector se vence a fin de mes y el gremio ya convocó a un paro de 72 horas para el 1,2 y 3 de febrero, en coincidencia con el recambio turístico.

El criterio de no firmar ahora por un porcentaje para todo el año es compartido por otros gremios. A la Asociación Bancaria, por ejemplo, también se le venció la paritaria a fines de diciembre. El gremio había comenzado las conversaciones con las cámaras patronales, pero ante el escenario de fuertes aumentos en los precios y devaluación del peso se decidió suspenderlas y seguirlas en la segunda quincena de marzo.

Para esa altura, se esperanzan en diferentes gremios, el panorama estará más claro.

Es que en febrero deberán negociar su paritaria los maestros. “Lo que firmen será la referencia p ara todo el resto de los gremios”, explicó el jefe de un poderoso gremio industrial que integra la CGT que conduce Antonio Caló.

Pero la paritaria docente tampoco asoma simple. Es que tampoco los gremios de los maestros ahora están seguros de cuánto reclamar. Había un acuerdo de los gremios docentes que integran la CGT oficialista de no firmar por menos del 28%, pero ya algunos se plantean que quizá ese porcentaje sea escaso.

“D iscutir salarios para todo el año en febrero no suena sensato ”, dijo el jefe de un gremio docente. Y completó: “Quizás nosotros también deberíamos firmar por una suma como anticipo y discutir más adelante el porcentaje de aumento”.

Aunque en el sindicalismo opositor hubo planteos de que los acuerdos paritarios de este año deberían ser más cortos, en la CGT oficialista se muestran partidarios de que se sigan extendiendo por un año. “Con Alfonsín discutíamos cada 30 días y así nos fue. Las paritarias deben ser por un año”, afirmó un capo de la central sindical.

Con crudeza, ese dirigente agregó: “Puedo firmar por un año y si a los tres meses la guita no me alcanza hago un paro y listo”.

Comentá la nota