Guenchenen: “Queremos garantizar la fuente laboral”

Guenchenen: “Queremos garantizar la fuente laboral”

Baker Hughes es una de las empresas que prestan servicios a las operadoras que trabajan en la Cuenca del Golfo San Jorge. Específicamente a YPF y Sinopec. La semana pasada, la compañía sorprendió con el envío de telegramas de despido a empleados de Cañadón Seco y Las Heras, totalizando más de 60 cesanteados. 

En consecuencia, los trabajadores suspendidos y el sindicato habían decidido bloquear los accesos a las bases de estas dos localidades en resguardo de las herramientas de trabajo y reclamando una respuesta de la empresa. Luego, llegó la conciliación obligatoria y la promesa de Baker Hughes de retrotraer los telegramas y comenzar un nuevo debate. 

“Nosotros queremos garantizar la fuente laboral”, definió el secretario gremial del Sindicato de Petroleros Privados de Santa Cruz, Rafael Guenchenen, quien advirtió que “en este marco de crisis internacional, esta empresa ya ha cerrado portones en otros país y en otras provincias y dejado a los trabajadores en la calle. Y ahora lo quieren hacer en Santa Cruz. Vamos a llamar a la operadora YPF para lograr una solución conjunta”, anticipó. 

“La noche que enviaron los telegramas de despido –ahora frenados por la conciliación- la empresa retiró equipos y herramientas. Estas empresas que ahora tienen la intención de retirarse durante muchos años se la llevaron en pala y explotando al personal”, agregó el dirigente gremial.

En declaraciones a LU14, Guenchenen dijo que convocarán a YPF y Sinopec para que tomen cartas en el asunto, ya que las empresas de servicios empiezan a recortar trabajadores porque las operadoras también empezaron a recortar la cantidad de equipos en los campos.

Comentá la nota