Un hospital cada vez más lento

Un hospital cada vez más lento
Desde la delegación local del sindicato de albañiles afirmaron que hubo 14 cesantías en la empresa Riva SA que construye el Hospital Regional Sur en Circunvalación y San Martín. Desde la provincia prometen retomar los trabajos.

Desde la delegación local de la Unión Obrera de la Construcción (Uocra) denunciaron ayer que 14 operarios fueron despedidos por la empresa Riva SA, que está construyendo el Hospital Regional Sur en Avenida de Circunvalación y San Martín. "De los más de 240 obreros que deberían estar trabajando hoy sólo quedan 12", precisó el secretario Adjunto del gremio, Sixto Irrazábal, quien por otra parte afirmó que las obras públicas más importantes de la provincia "están paralizadas desde mayo", una situación que genera incertidumbre porque están en riesgo las fuentes laborales. "El gobernador es el principal interesado en que las obras públicas se concreten y avancen a ritmo sostenido como todos los programas de gobierno", respondió el ministro de Gobierno, Rubén Galassi. Si bien el funcionario admitió que hubo una merma durante el 2012, adelantó que hubo una reunión con senadores justicialistas para avanzar en la toma de créditos por 600 millones de dólares que serán destinados a la continuidad de las obras públicas (ver aparte). Galassi aseguró que Santa Fe "está en condiciones óptimas para tomar créditos para poder invertir. Eso permitirá encarar obras de infraestructura como caminos acueductos, lo que movilizará a la economía y generará fuentes de trabajo".

Mientras el gobierno provincial avanza en los consensos con senadores justicialistas (ver aparte) para tratar de conseguir recursos extras que se destinen a la continuidad, entre otras, de las obras del Hospital Regional Sur, el Centro de Justicia Penal, la escuela Técnica Nº 407 "Pocho Lepratti", la nueva cárcel provincial, y el Acuario, la delegación local de la Uocra emitió un comunicado advirtiendo que están en riesgo las fuentes laborales por los efectos de la paralización de estos emprendimientos.

La señal para denunciar esta situación se produjo el lunes pasado cuando, según señalaron desde la Uocra, 14 operarios de la empresa Riva SA que está construyendo el Hospital Regional Sur fueron despedidos. "Cuando comenzó el problema teníamos 140 trabajadores y despidieron a 70. Luego de realizar una movilización en el mes de noviembre llegamos a un acuerdo porque el gobierno decía que necesitaban la aprobación de algunas leyes; se las dieron, pero continuaron despidiendo, y ahora sólo quedan 10 trabajadores, que para la obra no tiene ningún sentido", planteó Irrazábal ante la consulta de Rosario/12.

En la Uocra además están preocupados porque la mayoría de las obras están paradas. "Llamo a las empresas y nos transmiten que ven un panorama complicado para arrancar las obras porque no les pagan", agregó el secretario Adjunto de la delegación local del gremio que cuenta con 9200 afiliados. Irrazábal estimó que por la paralización de la obra pública provincial no están trabajando 600 operarios de manera directa. "Si sumamos que nos hay señales de arranque la incertidumbre es peor", subrayó.

El panorama para los trabajadores de la construcción de la región es preocupante. Según Irrazábal, además de las complicaciones por la paralización de la obra pública, tanto provincial como municipal, decayó la actividad en el sector privado. "Les están poniendo muchas trabas a los inversores para poder arrancar una obra y eso también genera un malestar en los trabajadores", apuntó el dirigente gremial.

"Nunca hemos negado que tuvimos dificultades y que el ritmo de las obras mermó el año pasado, pero este año vamos a retomar el ritmo", señaló Galassi.

Comentá la nota