Importante convocatoria para resolver la nueva conducción de la CGT regional

Se decidió designar una comisión que comenzará a dirimir el nombre del nuevo secretario general. Estará integrada por dos representantes de la conducción actual de la CGT, dos del Cesso y dos más por los gremios independientes. Se reunirán el próximo lunes en el mismo lugar.
"Estoy contento porque con algunos compañeros hacía mucho que no nos veíamos las caras. También estoy muy contento porque a la reunión que habíamos llamado para hoy vinieron 34 gremios, que es muy importante", calificó ayer a la noche Miguel Arena, titular de la CGT regional cuyo mandato concluye a fines del mes próximo, al encuentro de dirigentes gremiales que comenzó poco después de las 18 en el Sindicato de Choferes de Camiones.

El titular del gremio de Seguridad se mostró satisfecho por el nivel de convocatoria alcanzado y además porque se formó una comisión de seis integrantes, dos por los distintos sectores representados en la convocatoria, que será encargada de definir al próximo secretario general desde el lunes próximo, a la misma hora y en el mismo lugar.

De este modo, aunque se evitó precisar quiénes serán los integrantes sí se confirmó que intervendrán dos delegados por la conducción actual de la CGT, dos por los gremios independientes y dos más por el Centro de Estudios Sindicales y Sociales (Cesso), para dirimir al encargado de representar a los trabajadores en la región. También se acordó entre los presentes la redacción de un texto en respaldo de los trabajadores municipales.

Arena, el único vocero de la reunión luego de una moción pedida por el Cesso, aseguró "que la convocatoria superó nuestras expectativas y colaboró que todos dijeron que estaban conformes con el texto que salió en el Diario". Por esa razón, incluso, se debió cambiar sobre la marcha la disposición de las mesas.

En la reunión, que se prolongó hasta alrededor de las 20.30, no estuvieron ausentes las discusiones pero al parecer primó el criterio de privilegiar la elección de la nueva conducción cegetista. "En casi dos horas y pico, hubo cruces de palabras pero no pasó a mayores -siempre estas reuniones se prestan para algún pase de factura- pero nos fijamos la forma de buscar el consenso para armar la CGT entre todos. Así que esperemos que para el 25, 26 ó 27 de julio ya esté todo consensuado".

Con todas las cartas sobre la mesa, se convino una nueva reunión acotada a seis miembros para la semana próxima. "Resolvimos que se arme una especie de comisión que va a estar formada por dos representantes de la actual conducción de la CGT, dos por los independientes y dos por el Cesso, que se van a reunir el próximo 5 de julio a las 18 en el mismo salón de Camioneros".

En ese sentido, Arena destacó que "los 34 gremios presentes acordamos armar un documento que daremos a conocer en una semana o diez días para salir en apoyo de los compañeros municipales. Stuppia estaba, llegó un poco tarde, pero se fue satisfecho de haber sumado un apoyo". Esa nota se haría pública en un plazo de siete a diez días, según estimó el gremialista.

Entre los gremios que concurrieron ayer, participaron los Choferes de Camiones, Papeleros, Upsra (Seguridad), Químicos, Soeco, Maestranza, Soesgype, Obras Sanitarias, Canillitas, Gráficos, CECO, Smata, UTA, Uocra, Telefónicos, Suteaga, Foecit, Aoma, La Fraternidad, Fideeros, Estaciones de Servicio, Soeme, Sindicato de Televisión, UOM, Luz y Fuerza, Municipales, Sanidad, Unión Ferroviaria, Gastronómicos y UPCN.

Tampoco en ese ámbito faltaron alusiones a las declaraciones efectuadas en los últimos días por Miguel Santellán (CECO) a este medio. "Sobre eso se discutió un poco pero no se puede discutir en ausencia de alguien, así que no fue lo más importante. ¿Sabe por qué estoy con optimismo? Porque los trabajadores en este país necesitan que los dirigentes se pongan de acuerdo y hoy dimos un paso en ese sentido", remarcó.

El dirigente de Seguridad explicó que se privilegió el consenso: "En realidad, nombres todavía no se tiraron. Nombres no hubo porque en estos momentos se busca elaborar alguna alternativa en conjunto para que el próximo secretario general no tenga que intervenir solo en los conflictos, como Garay o Amaya me reconocieron hoy (por ayer) que he tenido que hacerlo todo este tiempo. Esto fue una reunión de estudio, pero creo que el próximo representante de los trabajadores puede salir por consenso; es difícil, pero puede ser. Ahora hay que seguir buscando consenso y esperamos que nada cambie para la semana que viene. Que haya consenso es el punto de partida", sintetizó.

Comentá la nota